El último fin de semana de octubre se fue a puro fútbol. Pero, más allá de los homenajes a Diego, las acciones más importantes parecen haber estado fuera de la cancha: de los balazos en el Argentino A a la bronca con el VAR en Brasil, del susto por Agüero al reto de Riquelme. Y las sospechas de siempre en la definición del ascenso.

Una charla con Román

Fue un fin de semana especial para el fútbol argentino: el sábado fue el primer cumpleaños de Diego Armando Maradona desde su desaparición física. Acaso el partido más especial fue Boca-Gimnasia, en La Bombonera. El equipo de su vida contra el último que le abrió las puertas. Y fue triunfo para el Lobo, con gol del Pulga Rodríguez de penal, y dedicatoria para el Diez. El protagonista de la noche, sin embargo, fue otro ex 10 xeneize: Juan Román Riquelme. El actual vicepresidente generó una imagen pocas veces vista: cuando el plantel de Boca ya se había subido al micro para salir del estadio los hizo bajar para tener una reunión en el vestuario. “Les fui a agradecer el esfuerzo que están haciendo”, aseguró Riquelme. La charla duró unos diez minutos y, según algunos testigos, fue en un tono fuerte. Boca debe jugar el próximo miércoles la semifinal de la Copa Argentina contra Argentinos Juniors. 

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Agüero y un susto grande

Tras el incidente, Barcelona publicó un escueto comunicado en donde informó que Agüero sufrió “un episodio de malestar torácico” que motivó su traslado a un hospital para realizarse un estudio cardiológico. Desde el sábado que continúa internado en observación. El diagnóstico fue arritmia cardíaca. Ahora, el club quiere seguir con los estudios para decidir cómo será la recuperación del delantero. La etapa catalana ya arrancó mal para Agüero, que no pudo darse el gusto de jugar con su amigo Lionel Messi. Luego sufrió una lesión en el gemelo derecho que retrasó más de dos meses su debut. Y ahora, cuando por fin había podido disputar un partido completo ante Rayo Vallecano, apareció esta afección cardíaca, en el encuentro ante Alavés. 

La bronca no es sólo brasileña

Un gol anulado que podría haber significado el 2 a 2 ante Palmeiras desató la furia de los hinchas de Gremio. El equipo gaúcho perdió por 3 a 1 como local y continúa en zona de descenso, en el 19° puesto, cuando al Brasileirao le quedan solo 11 fechas. Los hinchas mostraron su bronca con una invasión de campo que tuvo como blanco la cabina del Video Assistant Referee (VAR) en el Arena do Gremio: voló por los aires, aunque los hinchas tricolores no pudieron entrar en la zona de vestuarios. Gremio fue campeón de la Libertadores hace solo cuatro años, pero ahora pelea por no seguir el camino de Cruzeiro, Botafogo y Vasco da Gama, tres gigantes del fútbol brasileño que juegan en la segunda categoría. 

Un entrenador baleado en el Argentino A

Un técnico de la tercera categoría del fútbol argentino fue herido de bala dentro del campo de juego después de que se desatara una pelea con armas de fuego en la tribuna de Huracán Las Heras de Mendoza. Se trata de Mauricio Romero, reconocido zaguero central de Lanús, Colón y las selecciones juveniles argentinas, actual técncio de Ferro de General Pico, La Pampa. Se desató una balacera entre miembros de la barra local y un disparo le lastimó la axila izquierda. Por estos incidentes se decidió la suspensión del partido que los locales ganaban por 3 a 1, a los 33 minutos del segundo tiempo, por la trigésima fecha de la Zona A del Torneo Federal A que otorga dos ascensos a la Primera Nacional. Romero fue trasladado al hospital Carrillo, fuera de peligro. Luego mostró la herida con una fotografía en redes sociales, mientras que el diario mendocino Uno publicó un video donde se observa el momento en que el ex futbolista, que vestía una pechera amarilla sobre un buzo azul, recibe el impacto de bala en el hombro izquierdo, mientras los jugadores abandonaban corriendo el campo de juego.

Definición con sospechas en el Ascenso

El torneo de la Primera Nacional, con 35 equipos, entró en sus últimas tres fechas. Y el final es apasionante: doce equipos tienen chances de conseguir los dos ascensos a Primera que se ponen en juego. Y como suele pasar en el ascenso, en estas instancias aparecen las suspicacias por los arbitrajes. Más aún si uno de los equipos que es líder de la Zona B  es Barracas Central, el cuadro del presidente de la AFA, Claudio “Chiqui” Tapia. Esta vez, se vio beneficiado por un error del árbitro Andrés Merlos, que no vio como infracción un claro penal en favor de Brown de Adrogué. El partido terminó 2 a 1 para Barracas, con un gol agónico. En la zona A el partido de la fecha era Almirante Brown contra Quilmes. El puntero contra el escolta. Terminó 0 a 0. Sobre el final del partido, Fernando Echenique no cobró una clara infracción de Agustín Dáttola (Almirante) sobre Mariano Pavone.