Este sábado comenzará en Guayaquil el Campeonato Sudamericano de Atletismo. 47 atletas argentinos, 27 hombres y 20 mujeres, buscarán sumar puntos importantes en la carrera final hacia los Juegos Olímpicos de Tokio o mejorar su ranking con la mira puesta en la carrera. Pero más allá de lo que está en juego en Ecuador para cada atleta, este torneo fue el detonante de un conflicto enorme que se desató en el deporte argentino. A menos de dos meses de que comiencen los Juegos hay fuego cruzado entre la Secretaría de Deportes, el ENARD, algunos deportistas y el Comité Olímpico Argentino. 

El jueves pasado, a una semana de viajar, 35 atletas se enteraron que el ENARD los había bajado del avión. El Sudamericano estaba planeado para hacerse en Buenos Aires, y por eso la delegación iba a ser numerosa. Argentina dio de baja su sede por la pandemia, pero a los atletas les habían dado la palabra de que igual viajarán a competir en un torneo que puede marcar sus carreras. Luego les cambiaron las promesas. Y fue un influencer, Santiago Maratea, quien se puso la causa al hombro: gestionó el charter, hizo una colecta y sobre todo volvió visible una situación que el deporte argentino arrastra hace años. 

En 2009 se creó el Ente Nacional de Alto Rendimiento Deportivo. Autárquico, se financiaba con una alícuota del 1% de la telefonía celular. El ENARD es administrado por la Secretaría de Deportes y el Comité Olímpico Argentino, que se alternan cada dos años en la presidencia. La búsqueda era terminar con las historias épicas de los deportistas, que debían apelar a donaciones, a contratos con marcas o a inversiones familiares para tratar de sostener su carrera. 

En 2017, Mauricio Macri envió envió al Congreso una reforma tributaria que eliminaba la alícuota del 1% con la que se financiaba el ENARD. Ese 1%, por recomendación de la consultora FIEL, ya no iría a parar al deporte nacional. No se lo sacaba a los usuarios, pero ya no iría al deporte. El macrismo entonces terminó con la autarquía del ENARD, ya su financiación desde 2017 salió de partidas del Tesoro. Las becas para los deportistas, además, se volvieron meritocráticas: sólo se pagaban si había logros. 

Ese entramado llevó a que bajaran a atletas que llevaban meses de entranmiento a días de su participación. Estalló la bronca en los deportistas y también estalló la interna dentro de las autoridades. “El Comité Olímpico Argentino lamenta y repudia los dichos y procederes de la Secretaria de Deportes de la Nación, Inés Arrondo, que agravian a nuestra institución y que además pretenden descalificar, silenciar y amedrentar a varios referentes gloriosos e intachables de nuestra reciente historia deportiva”. El texto está firmado por el presidente de la entidad, Gerardo Werthein; la vicepresidente primera, Alicia Masoni de Morea, y el secretario general, Mario Moccia. A las críticas también se sumaron los campeones olímpicos Walter Pérez y Juan Curuchet.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

“Quiero agradecer a todas las personas que se están comunicando para solidarizarse por la fuerte operación mediática hacia mi y hacia la SDN. Verdaderas glorias del deporte argentino, compañeras de equipo, grandes entrenadores, dirigentes y deportistas”, fue la descarga de Arrondo, medalla de plata con las Leonas en Sydney 2000, en un hilo de Twitter donde mostró sus diferencias con el ENARD: “necesitamos que funcione bien”. Además, la Secretaria de Deportes aseguró que no se trataba de un tema presupuestario: “Había un fondo de 18 millones aprobado para realizar el sudamericano en el país y el alquiler del avión costo 10 millones finalmente”.

...
(Foto: Mariano Martino)

La delegación argentina llegó este jueves a Guayaquil, compuesta por 56 personas, si se tiene en cuenta a los equipos técnicos. Del sábado al lunes, en el estadio multiuso Alberto Spencer de Guayaquil, competirán para dejar en alto el deporte nacional, más allá de las internas. Estos serán los representantes.



Mujeres
1- Florencia Lamboglia (100 y 200 metros y 100 c/vallas) 
2- Noelia Anahí Martínez (200 metros) 
3- María Ayelen Diogo (400 metros) 
4- Martina Daniela Escudero (800 metros) 
5- Evangelina Thomas (800 metros) 
6- Mariana Borelli (800 y 1.500 metros) 
7- Micaela Levaggi (1.500 metros) 
8- Florencia Borelli (5000 metros) 
9- Marcela C. Gómez (5.000 y 10.000 m.) 
10- Chiara Mainetti (10.000 metros) 
11- Carolina Lozano (3.000 c/obstáculos) 
12- Belén Casetta (3.000 c/obstáculos) 
13- Abril Okon (Salto en alto) 
14- Luciana Gómez Iriondo (S. c/ garrocha) 
15- Valeria Chiaraviglio (S. con garrocha) 
16- Silvina Ocampos (Salto triple) 
17- Ailen Armada (L. de bala y L. de disco) 
18- Iara Capurro (L. de bala y L. de disco) 
19- Yohana Arias Dominella (L. de jabalina) 
20- Daniela Gómez (L. de martillo) 
Hombres
1- Franco Florio (100 metros) 
2- Agustín Pinti (100 metros) 
3- Elián Larregina (200 y 400 metros) 
4- Franco Camiolo (200 metros) 
5- Leandro Paris (400 metros) 
6- Julián Gaviola (800 metros) 
7- Diego Lacamoire (800 y 1.500 metros) 
8- Federico Bruno (1.500 metros) 
9- José Zabala (1500 y 5.000 metros) 
10- Agustín Carrera (110 c/vallas) 
11- Renzo Cremaschi (110 c/vallas) 
12- Guillermo Ruggeri (400 c/vallas) 
13- Dylan Van der Hock (3000 c/obst) 
14- Carlos Johnson (3.000 c/obst) 
15- Juan Manuel Cano (20.000 marcha) 
16- Carlos Layoy (Salto en alto) 
17- Tomás Ferrari (Salto en alto) 
18- Germán Chiaraviglio (S. con garrocha) 
19- Pablo Zaffaroni (Salto con garrocha) 
20- Joel dos Santos (Salto en largo) 
21- Maximiliano Díaz (Salto triple) 
22- Federico Guerrero (Salto triple) 
23- Nazareno Sasia (L. de bala y disco) 
24- Juan Ignacio Carballo (L. de bala) 
25- Juan Ignacio Solito (L. de disco) 
26- Joaquín Gómez (L. de martillo) 
27- Julio Nahuel Nóbile (L. de martillo).