El teniente coronel y ex jefe de misión de deportistas argentinos en los últimos Juegos Olímpicos Río de Janeiro 2016, Diego Gusmán, presentó su renuncia indeclinable a su cargo en el Comité Olímpico Argentino (COA), luego de que se conociera que revindicó el terrorismo de Estado en la última dictadura en un chat de Whatsapp que comparte con otros consejeros de la entidad.La situación ya había generado el repudio que la Secretaria de Deportes de la Nación, Inés Arrondo. 

En una reunión de Consejo de COA, desarrollada a través de una videoconferencia, el citado Gusmán presentó su renuncia que fue aceptada de inmediato. Todo se había descadenado el pasado 24 de marzo, cuando el consejero por la Federación de Deporte Universitario, Emiliano Ojea, compartió el video institucional que Presidencia preparó para el Día de la Memoria, la Verdad y la Justicia. Luego Mario Pertucci, de la Federación Argentina de Ajedrez, subió la invitación a un torneo que también la intención de mantener viva la memoria del genocidio que ocurrió en la Argentina entre 1976 y 1983. Y ahí llegó la respuesta de Gusmán, con el pedido de que que “la memoria sea completa”, acompañado de un video que reivindicaba el accionar de la Junta Militar durante la última dictadura.

“Todos sabemos lo que nos costó a los argentinos recuperar la democracia y consolidarla durante estos años, por lo que con profunda tristeza no puedo más que indignarme y rechazar que una persona que forma parte del Comité Olímpico Argentino (COA), nada menos que como jefe de misión de deportistas, nos agravie con una versión distorsionada de la historia”, fue la respuesta pública de Arrondo, y siguió: “En el deporte y en todas las instituciones deportivas se mantienen vivas las políticas de Memoria, Verdad y Justicia para que Nunca Más haya terrorismo de Estado en la Argentina”, completó.


El propio Gerardo Werthein, presidente del COA, también emitió un claro repudio hacia la conducta de Gusmán: “En el COA que me toca presidir no hay espacio para quienes reinvindiquen como héroes a condenados por la Justicia por crímenes de lesa humanidad. La diversidad de opiniones no incluye tolerancia para este tipo de expresiones inaceptables”.

Gusmán se desempeñó como jefe de misión de los deportistas argentinos en los Juegos Olímpicos Londres 2012 y Río de Janeiro 2016.