Las organizaciones que integran el espacio autoconvocado contra la deuda que se estructuró alrededor de una convocatoria del Frente de Izquierda y de los Trabajadores realizó un acto en el Congreso para repudiar la sanción definitiva que, presumen, dará hoy el Senado al proyecto para alcanzar un acuerdo con el FMI para refinanciar la deuda con el organismo.

Muchas de las organizaciones ya se habían movilizado el jueves pasado en forma masiva cuando el proyecto fue tratado en la cámara baja pero, además, fueron parte del multitudinario acampe en las puertas del ministerio de Desarrollo Social el martes y miércoles últimos. Con todo, definieron la realización de un acto sobre las 18 horas para expresar su repudio a la aprobación del proyecto que, sus cuatro diputados, rechazaron la semana pasada.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Además de los dirigentes de los cuatro partidos que integran el Frente de Izquierda, Juan Carlos Giordano (IS), Vilma Ripoll (MST), Gabriel Solano (PO) y Nicolás Del Caño (PTS), participaron otros oradores de partidos de izquierda y organizaciones sociales. Entre ellos hizo uso de la palabra la dirigente de las Madres de Plaza de Mayo Linea Fundadora, Nora Cortiñas que tildó de “traidores al pueblo” a los diputados y senadores que hubieran levantado la mano en favor del acuerdo.

A pesar de que los organizadores de la movilización del jueves anterior desconocieron como parte de su convocatoria a quienes tiraron piedras contra el Congreso Nacional y fueron reprimidos y finalmente detenidos, los dirigentes del FIT-U reclamaron la liberación de los detenidos y denunciaron una “caza de brujas de todas las fracciones del gobierno para que no nos volvamos a movilizar contra el FMI”.

Gabriel Solano dirigente del Partido Obrero denunció al ministro de Desarrollo Social Juan Zabaleta que anunció por twitter que habían dado de baja del beneficio del Potenciar Trabajo a uno de los detenidos. “Cómo puede ser que un ministro se haga el valiente por twitter y le quite el plan a uno de los detenidos por imágenes televisivas. No sabíamos que en la Argentina se había terminado la presunción de inocencia. Que vayan a apretar a otros. No vamos a encarar una lucha contra el FMI apretados por esta gente”.

Rápidamente, sin embargo, puso el foco en el acuerdo del gobierno con el FMI. Para eso apuntó a Alberto Fernández: “el presidente ya parece inimputable. Dice que va a empezar la guerra contra la inflación y acaban de votar un acuerdo con tarifazos y devaluaciones. Va a ir a la guerra pero como miembro del ejercito del FMI contra los trabajadores”. Solano insistió “este presidente impresentable dice que no va a haber ajuste el mismo día que el INDEC publica que la canasta de pobreza se va a los $83 mil y el salario mínimo lo suben a $37 mil. Ese es el futuro que quieren para el pueblo argentino”.

Pero los dirigentes del FIT-U tampoco eludieron críticas al kirchnerismo. Winocur, del MAS, señaló que “ahora votan en contra porque es gratis. Pero no hicieron nada para evitar el acuerdo”. Juan Carlos Giordano, de IS, señaló que “a no confundirse, el voto en contra del kirchnerismo es para reacomodarse para el 2023, el voto en contra de los y las diputadas del FIT-U es para organizar la lucha contra el FMI”.

Solano, directamente fue contra la vice presidenta Cristina Fernández: “en el video donde se victimiza dice que no está a favor del acuerdo. Primero hay que aclarar que víctimas son los pibes que no tienen para comer, no la vicepresidenta que tiene una jubilación de 3 millones de pesos, hay que saber ubicarse en la vida”. Pero, continuó, “además ella es responsable del acuerdo. Ella que es muy locuaz estuvo en silencio durante tres semanas. Ese silencio permitió que se alinearan las fracciones del peronismo para votar a favor, que no nos engañen. Ahora habrá revisiones trimestrales del FMI. Cantan ‘Patria sí, Colonia no’, que al menos cambien los cánticos”, ironizó.

Nicolás Del Caño reivindicó “esta movilización como la de diciembre, como la de febrero y como la de la semana pasada. Rechazamos este pacto de Juntos por el Cambio y el Frente de Todos para subordinar al país al FMI. El ministro de Desarrollo Social acusando por twitter cerró la grieta. Patricia Bullirich salió a respaldarlo y le pidió que le quite los planes Potenciar Trabajo a todos los compañeros. Lograron un acuerdo enorme por arriba. Lo llaman consenso e incluye a Daer y Caló y a Funes De Rioja”.

El dirigente del PTS señaló que “nosotros impulsamos otro acuerdo: la unidad entre ocupados y desocupados y a eso le temen, a la mayoría aplastante del país. Esa unidad debe ir para reducir la jornada laboral, repartir las horas de trabajo y reclamar la escala móvil de los salarios”. Además, señaló, “el 24 de marzo nos vamos a movilizar masivamente porque esta deuda comenzó en la dictadura que dio inicio a un espiral sin salida. Tenemos 30 mil razones para decir no al FMI”.

En ese punto, Solano señaló que “el próximo 24 no vamos a tolerar el intento de estatización de la Plaza de Mayo. No vamos a permitir que los responsables de acordar con el FMI vayan a hablar en nombre de los desaparecidos”.