El ministro de Economía, Martín Guzmán, anticipó este lunes que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) de “abril es menos malo que marzo», cuando la inflación trepó 6,7%, y afirmó que “es una obviedad” que tiene que adelantarse el aumento del salario mínimo, vital y móvil, que tradicionalmente se concreta en el segundo semestre del año. «Sabíamos que marzo iba a ser el peor mes, abril es menos malo que marzo», afirmó el ministro en una entrevista con la radio Urbana Play.

El titular del Palacio de Hacienda reconoció que el Gobierno tiene “un problema en la Argentina con la inflación”, y sostuvo que “hay que atacarla con firmeza”. Para ello consideró que “se requiere de un programa económico consistente y creíble»

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Por otra parte, Guzmán aseguró que “es una obviedad que tiene que haber cierto adelanto para asegurar que el salario mínimo crezca en términos reales”. “Lo mismo hicimos con el refuerzo de ingresos para los sectores informales, reaccionando inmediatamente a lo que fue el impacto inflacionario provocado por la guerra en Ucrania”, destacó el funcionario.