A la espera de una aplicación oficial que ayude a la ciudadanía a chequear los precios de los productos que compra en los supermercados y almacenes, un desarrollador web y un economista ya se encargaron de la tarea. El desarrollador Maximiliano Falcone, ofuscado por el poco práctico PDF oficial con el listado de precios, lanzó la app Maxifalcone.org/precios en una semana.

Para tal fin, contó con la colaboración del economista Lavih Abraham, miembro del grupo MATE, quien se tomó el trabajo de bajar todo el listado de 1432 productos a un Excel, artículo por artículo.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

“Estaba en un PDF que era inmanejable. Una información tan relevante, expuesta de una manera tan oculta, paradójicamente. Se me ocurrió desarrollar una aplicación que me permita como consumidor controlar los precios”, explicó Falcone a Tiempo.

La aplicación es muy sencilla: primer paso, seleccionar provincia; segundo paso, colocar el producto que le interesa al usuario. El resultado está en un microsegundo.

“El congelamiento de precios me parece una muy buena medida y una buena forma de controlarlo es a través de los propios ciudadanos. La aplicación no es muy elaborada. Tenemos la idea de mejorar la usabilidad, generar nuevas prestaciones y hacerla más amigable. Me sorprendió la repercusión que tuvo y me da la impresión de que hay mucha gente que quiere participar”, contó.

Para Falcone, al margen de la dicotomía entre mercado y Estado, “una tercera opción puede ser la de la comunidad organizada; sin ser parte de las instituciones ni de las estructuras de poder, podemos organizarnos”.