El presidente Alberto Fernández participó esta tarde de un plenario del Consejo Económico y Social (CES) que, con la intervención de expertos internacionales, se llevó a cabo para reflexionar sobre la nueva arquitectura financiera mundial. Allí consideró que “la emergencia de la pandemia debe obligar a los organismos de crédito a revisar las lógicas que han imperado hasta este momento”.

“La coyuntura exige que revisemos las cosas. No quiero que le den una solución a la Argentina, quiero que los organismos de crédito encuentren una solución no solo para los países pobres, sino a los de renta media, que tienen, como nosotros, un 40 por ciento de pobreza, pero que somos tratados como países ricos que no somos”, expresó por medio de una videoconferencia desde la residencia de Olivos, donde se encuentra aislado y bajo control médico tras confirmarse que padece COVID-19.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

El Presidente aseguró que el objetivo de la Argentina en la renegociación de la deuda que mantiene con el Fondo Monetario Internacional (FMI) es “llegar a un acuerdo que haga sostenible aquello que se acuerde. Esa es la discusión, franca, honesta y fructífera que estamos teniendo con el Fondo”, destacó.

“Aspiro a que se revisen las tasas y a que se revisen los tiempos”, señaló, y aseguró: “Para que podamos seguir creciendo, es imperioso que lleguemos a una solución por el tema de la deuda que sea sostenible, y para eso debemos revisar cosas, como la sobretasa que está pagando la Argentina por haber tomado ese crédito ruinoso que se tomó, y también los plazos de repago”. E insistió en que la meta es “que el acuerdo sea uno que se pueda cumplir sin postergar las necesidades de nuestro pueblo, que son muchas”.

El mandatario nacional además se mostró esperanzado porque apuntó: “Veo expresiones de la directora ejecutiva del Fondo, de Kristalina Georgieva, que me hacen guardar la expectativa íntima de que esto que estoy planteando sea escuchado y sea una solución que exceda a la Argentina”. Del mismo modo, se mostró optimista con respecto al desempeño de la economía y destacó que el de que “que la recaudación haya crecido en marzo más de un 70 por ciento da una pauta concreta del crecimiento que estamos teniendo”.

De la reunión plenaria participaron el presidente del CES, Gustavo Beliz; el ministro de Economía, Martín Guzmán; el profesor de la Universidad de Columbia y consejero de la ONU Jeffrey Sachs; la secretaria General de la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB), Rebeca Grynspan; el director ejecutivo del Jubilee USA Network, Eric LeCompte, y la secretaria Ejecutiva de la CEPAL, Alicia Bárcena, además de los integrantes del Consejo. 

Entre otros temas, los participantes analizaron el futuro del trabajo, el sistema de obras públicas, la reforma de la arquitectura financiera global y regional, los desafíos de Latinoamérica en la era del COVID-19, la relevancia de la reestructuración de deudas, la ampliación de derechos especiales de giro (DEG) del Fondo Monetario Internacional y el financiamiento del desarrollo en la Argentina.

El CES, creado en febrero pasado, busca generar un debate informado para la búsqueda de consensos sobre prioridades estratégicas para la Argentina. El órgano reúne a trabajadores y trabajadoras, empresarios y empresarias y representantes del sistema académico y científico y de la sociedad civil.