El ministro de Economía, Sergio Massa, afirmó este jueves por la noche que en los próximos días Argentina «va a dar un paso enorme para abrir los brazos a la repatriación de capitales» a partir de un acuerdo que el país suscribirá con Estados Unidos para el intercambio de información fiscal. Massa se expresó en estos términos al participar junto a otros dirigentes del acto de entrega de los premios Israel Innovation Awards, organizado por la Cámara de Comercio Argentino-Israelí y la Embajada de Israel.

Ante los 300 invitados que estuvieron en el Hotel Emperador, ubicado en Avenida del Libertador 420 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Massa se refirió al programa ideado por el exministro de Israel Shimon Peres en la década del 80, y con el que pudo controlar la inflación en ese país, y analizó «los tres pilares» necesarios para encararar esa tarea.

Confianza de Sergio Massa

Massa afirmó que para poder implementar esa política, Israel necesitó de «un gran acuerdo político», en el que las fuerzas de Gobierno y de la oposición «dejaron de lado las diferencias para sentarse a definir un programa de corto, mediano y largo plazo». «La mesa está servida para que todas las fuerzas políticas se sienten para que resolvamos el enorme desafío que representa la lucha contra la inflación», destacó.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

En segundo lugar, señaló el «patriotismo» y adelantó que «seguramente en los próximos días Argentina va a dar un paso enorme para abrir los brazos en la repatriación de capitales por un acuerdo fundamental que está por firmar como Estado Nación con otro Estado Nación», en referencia un entendimiento de intercambio de información fiscal automática con Estados Unidos. Por último, destacó que una tercera cuestión en Israel fue «no moverse de un programa, aun a riesgo de tener conflictos o de crujir en términos de coalición de Gobierno».

En la celebración, el ministro del Interior, Eduardo «Wado» de Pedro; su par de Ciencia , Daniel Filmus, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, fueron destacados con un reconocimiento por el apoyo a las relaciones bilaterales entre Argentina e Israel. De Pedro recordó la gira que encabezó a Israel en abril pasado, junto a gobernadores y representantes de 10 provincias argentinas, y afirmó que esa visita «fortaleció vínculos políticos, personales, culturales y comerciales» entre ambas naciones, por lo que se se comprometió a generar «un consenso nacional» para ver «cómo gestionamos el agua» en el futuro.

A la vez, Filmus, que también fue parte de esa comitiva, destacó la inversión del 5% del PBI de ese país para esa área y exhortó a generar «políticas de Estado que no cambien con los gobiernos».

Por su parte, Rodríguez Larreta, celebró el viaje que realizó a ese país en julio último y que, según dijo, «fue un eslabón más de una relación que venimos construyendo», y destacó que Israel tenga puesto «el objetivo en el desarrollo tecnológico».

Entre los presentes estuvieron los gobernadores que fueron parte de la comitiva que acompañó a De Pedro a Israel: Raúl Jalil (Catamarca) y Gustavo Bordet (Entre Ríos).

También asistieron el gobernador de Formosa, Gildo Insfrán; el ministro de Justicia, Martín Soria; el ministro de la Corte Suprema Ricardo Lorenzetti y el secretario general del Consejo Federal de Inversiones, Ignacio Lamothe.

La apertura estuvo a cargo del presidente de la Cámara de Comercio Argentino-Israelí, Mario Montoto, que destacó la «concreción» de la firma de un convenio con la compañía nacional de agua de Israel, Mekorot, al que suscribieron las provincias de San Juan y Mendoza durante la visita a ese país.

«Todos los aquí presentes nos sentimos amigos de Israel», afirmó y destacó la presencia tanto del oficialismo como de la oposición.

En tanto, el embajador de Israel en Argentina, Eyal Sela, resaltó el rol del organismo y de la Cámara «como puentes que nos permiten acercar a dos países para construir mejores oportunidades aprovechando las potencialidades de cada una de las partes».

Durante el evento se entregó la premiación Israel Innovation Awards al empresario Ricky Cassini, de la empresa Michoroma, por haber desarrollado una alternativa natural de colorantes utilizados en la industria alimenticia y cosmética.

En tanto, el Israel Trade Awards fue para dos empresas destacadas como las mayores exportadoras entre Argentina e Israel: la empresa ADAMÁ, miembro del grupo Syngenta, que es la mayor empresa de insumos agrícolas del mundo; y el frigorífico Gorina, principal exportadora de carne vacuna de Argentina.

Por último, el Teatro Colón, la Biblioteca Nacional Mariano Moreno y la organización Hadassah Internacional recibieron el reconocimiento Israel Leadership Awards 2022 por su compromiso con el fomento de las relaciones internacionales.

Asistieron el director ejecutivo del Congreso Judío Latinoamericano, Claudio Epelman; el presidente de la DAIA, Jorge Knoblovits; y su par de la AMIA, Amos Linetzky.