Una verdadera manifestación en apoyo de la ley de aborto legal, seguro y gratuito en Argentina se realizó el sábado en el 72º. Festival de Cannes, en ocasión de la proyección del documental de Juan Solanas Que sea ley que se vio fuera de concurso como evento especial ante una sala colmada de manifestantes feministas, periodistas y público en general, donde también estuvo presente su director, su hermana Victoria y su padre, el senador Fernando Ezequiel “Pino” Solanas.

Media hora antes de la fijada para la proyección, a las 16.45 en la Sala del 60º. Aniversario, un grupo de manifestantes vestidas de verde o con el pañuelo verde pasearon por la Croisette coreando y cantando lemas y canciones, después entraron en el cine ya repleto de espectadores que las aplaudieron y vitorearon.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Fue el director artístico en persona del festival, Thierry Frémaux, luciendo también él el pañuelo verde de las manifestantes que adornaba cada una de las butacas de la sala, quien presentó delante de la pantalla a Juan, Victoria (la productora del film) y Fernando Solanas y a algunas de las militantes.

“Todavía no me entra en mi cabecita que un país como Argentina no tenga una ley para el aborto legal, seguro y gratuito y eso a pesar de haber llegado al Congreso ocho diferentes propuestas de ley” afirmó Juan Solanas.

Y fueron las militantes las que expresaron su esperanza de que “esta película ayude a que menos mujeres mueran a causa de abortos clandestinos” y que “por fin se pueda promulgar una ley que cuide a las mujeres argentinas”.

El film sigue todo el trayecto del proyecto de ley, desde la aprobación en Diputados hasta su rechazo en el Senado, con la intervención de manifestantes feministas, parientes de las víctimas de abortos clandestinos y testimonios de algunas sobrevivientes.

El documental no deja de registrar las manifestaciones, tanto a favor como en contra de la ley, así como las declaraciones de voto de ambas partes,  y lo hace con un montaje preciso y uso de letreros que recuerdan los agit-prop del siglo pasado.

Cinco minutos de aplausos saludaron el fin de la proyección del documental que se verá nuevamente el domingo 19, en la misma sala del 60º Aniversario.