La pandemia de coronavirus empujó a buena parte del mundo a cuarentenas impostergables que inmovilizaron gran parte del sistema productivo. Quienes participan de manera directa o indirecta del mundo de las industrias culturales también padecen estas restricciones, pero algunos sectores resultan todavía más vulnerables. Por su naturaleza el teatro es uno de los ámbitos más golpeados, pero conforme pasan los días está encontrando en el streaming un vehículo para reencontrarse con sus espectadores. No es un camino sencillo. El teatro en una pantalla plana pierde profundidad y aura, y la monetización de estos servicios todavía es minoritaria o precaria. Pero al menos esta estrategia ofrece un paliativo ante la parálisis total de obras en vivo.

Actores, productores, iluminadores, acomodadores (y la lista sigue) padecen esta situación. Mientras la reapertura de salas parece algo muy distante a pesar de que se estudian diversos protocolos de seguridad (menor cantidad de público, butacas separadas por paneles de acrílico, etcétera), tanto el teatro oficial, como el independiente y el mainstream multiplican día a día su oferta de obras por streaming, redes sociales y YouTube.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Desde Timbre 4 (www.Timbre4.com), la sala y espacio de clases teatrales ofrecidas por el dramaturgo, docente, director y actor Claudio Tolcachir, la llegada de la pandemia al ámbito local y sus consecuencias era algo que lamentablemente esperaban. En ese sentido implementaron una serie de obras probadamente aceptadas por el público (entre las que resaltan El amor es un bien, de Francisco Lumerman) pero también hicieron foco en una amplia lista de propuestas para los más chicos. “La cuarentena se implantó un jueves y al otro día empezamos a compartir online desde el sitio web la obra El viento en un violín, al día siguiente liberamos la obra” y desde ahí los viernes, sábados y domingos comenzamos a instalar una programación. Diría que inmediatamente por las consecuencias que se venían comenzamos con todo esto, algo que también sucedió con las clases que damos porque las mismas se siguen dando vía online. Con respecto a las obras en sí mismas, todos los miércoles ofrecemos una renovación de los contenidos que pueden verse por nuestra página web. Sólo hay que ingresar a ella y elegir lo que se quiere ver”, afirma Tolcachir en torno a la nutrida oferta de Timbre 4, un espacio que creó y dirige desde 2002.

El pelotón de espacios online teatrales está encabezando por la plataforma Teatrix, el proyecto lanzado e ideado hace cinco años por Mirta Romay (hija del recordado Alejandro Romay) que exhibe un notable portfolio de propuestas. Dramas, comedias, musicales, clásicos locales (y de Broadway, inclusive), son parte de una oferta que se asemeja en su método de suscripción a cualquier plataforma, pero que se destaca en torno a su contenido específico. Vía www.teatrix.com es posible encontrar obras que pasaron recientemente por la avenida Corrientes (protagonizadas por Martín Bossi, Fátima Flórez, Adrián Suar) o clásicos como Rey Lear, Jettatore! o La casa de Bernarda Alba, entre muchos otros.

“En lo particular vengo trabajando desde hace unos años en esta manera de dar a conocer una nueva experiencia en torno a contenidos teatrales. Los nuestros son filmados a cuatro, cinco y hasta siete cámaras, pero quiero resaltar que para nosotros se trata de un contenido artístico el que ofrecemos y que por lo tanto se nutre del teatro, pero es sólo otra forma de observarlo. Nuestro contenido es ese y básicamente también es nuestro concepto, por eso Teatrix es una gran alternativa. Y de ninguna manera suplanta al teatro porque eso es imposible”, afirma de manera categórica Mirta Romay.

Viviendo en días en los que nos quedamos en casa, no son pocos los analistas que resaltan que los contenidos online teatrales se sumaron con naturalidad en la arena siempre competitiva de la oferta en streaming. Desde el Complejo Teatral de Buenos Aires –que nuclea a los teatros públicos de la ciudad de Buenos Aires, como el San Martín, Presidente Alvear, Sarmiento y Regio– siempre se hizo foco en las propuestas clásicas que cuentan con todo un público exigente. En este contexto y por medio de su página web (www.complejoteatral.gob.ar) es posible encontrar renombradas obras como Hamlet, Blum o Las amargas lágrimas de Petra Von Kant, como parte de una carta que en tiempos de cuarentena se maximizará cada semana.

“La edición de contenidos online se está imponiendo como una alternativa efectiva. Si bien la tendencia es anterior a lo que vivimos en el marco de la pandemia, pero lo que vivimos aquí y seguramente en todo el mundo, es un refuerzo de todo eso. De lo que estoy seguro es que todo esto generará nuevas condiciones de circulación de los contenidos artísticos y culturales. En ese sentido trabajamos fuertemente en la difusión, también estamos pensando y desarrollando nuevas formas de circulación del material relacionado con las artes escénicas. No me cabe duda que nuestra pandemia y las cuarentenas vividas a escala planetaria están produciendo enormes modificaciones en lo social, económico, pero también en la emisión, recepción y producción de las obras de arte”, sostiene Jorge Telerman, director del Complejo Teatral de Buenos Aires.

Otra de las expresiones de esta tendencia es la reciente aparición de la plataforma del Paseo La Plaza (www.laplazaonline.com.ar), que en su primer fin de semana emitió la obra Los vecinos de arriba, siendo vista por un millón de espectadores que tuvieron la oportunidad de ofrecer una contribución voluntaria a beneficio de la Cruz Roja Argentina.

Más allá de la salida al espacio online del teatro, todavía rige un gran interrogante en torno a la monetización de los contenidos ofrecidos. En ese sentido y como pionero en su campo, Teatrix goza de ingresos que sostienen y potencian el proyecto. “Nosotros veníamos creciendo de manera lenta pero sostenida. Todo esto nos ayudó en factores como la monetización, pero más allá de eso el 30% de lo que facturamos va para los actores, directores, autores y productores. Hoy con todo lo que sucede estamos facturando también para esos sectores”, asegura Romay. Por el lado de Timbre 4, lo que se propone es otra dinámica: “Se ofrece desde nuestro lado algo así como una gorra virtual”, aclara Tolcachir. Y sigue: “De esa manera pedimos un aporte voluntario porque a la gente le ofrecemos que pueda ver la obra de manera gratuita o que ponga algo en esa gorra, porque lo que recaudamos va para la sala y la cooperativa que formamos. Esa ayuda es para el mantenimiento de la sala, actores, directores y productores de la obra en cuestión”.

¿Es el teatro online una oportunidad  válida para alcanzar la experiencia teatral? Para todos los entrevistados la respuesta es clara. “Lo online es algo válido, pero de ninguna manera puede reemplazar al teatro. No lo sustituye en absoluto”, aclara Telerman. Para la responsable de Teatrix “como hecho único, nada alcanza al teatro. Lo nuestro es sólo una instancia mediática bien hecha que no es teatro”. Mientras que para Tolcachir, “es una buena opción ver teatro de esta forma, pero son sólo funciones filmadas. La ceremonia del teatro es algo irremplazable”, concluye. «



Propuestas en foco

Bajo terapia

Tres parejas desnudan sus conflictos en una dinámica sesión de terapia grupal. La comedia dirigida por Daniel Veronese es una de las obras que ocupa el podio de las más solicitadas en la plataforma Teatrix.


Hamlet

La obra más vista en la web del Complejo Teatral de Buenos Aires. Filmada en la sala Martín Coronado, el clásico de William Shakespeare protagonizado por Joaquín Furriel quebró records de visualizaciones en sólo 72 horas.


El viento en un violín

Uno de los grandes aciertos online de Timbre 4. Filmada en el Paseo La Plaza, la obra escrita y dirigida por Claudio Tolcachir narra la historia de una pareja de mujeres que lucha por convertirse en madres.

Teatro por Internet en números

1 millón

Son los espectadores que vieron online la obra Los vecinos de arriba.

170 mil

Es el total de personas que disfrutaron Campo minado en sólo 24 horas.

30 mil

Son hasta el momento la cantidad de suscriptores de Teatrix.



Agenda de obras para ver online

*La terquedad

Dirigida por Rafael Spregelburd. Material liberado en <.


*Androcles”>Por el grupo de titiriteros del Teatro San Martín. Disponible en <https://www.youtube.com/user/GCBA>.


*La máquina idiota

Una sátira sobre la muerte dirigida por Ricardo Bartís. Disponible en el canal YouTube del Sportivo Teatral: <https://www.youtube.com/watch?v=iAzb6Kfz9ng&t=579s>.


* El fin

Vía YouTube, la directora Maruja Bustamante comparte su obra estrenada en 2019. <https://www.youtube.com/watch?v=QqQetDeA42I>.


*El Rojas se acerca a las casas

El departamento de artes escénicas liberó múltiples contenidos teatrales para observar online <www.rojas.uba.ar>.


*Cosa de minas

Dalia Gutman ofrece una mirada que desde el título dice bastante. Click en el canal de YouTube del Teatro Maipo.


*El petiso orejudo

La reconocida propuesta de Julio Ordano se ofrece por medio de una gorra virtual. Disponible en<www.deteatro.com.ar>


*La flauta mágica

El clásico de W. A. Mozart ahora completamente en español. Disponible vía <www.buenosaires.gob.ar/culturaencasa>.


*Ella en mi cabeza

Protagonizada por Julio Chávez, Natalia Lobo y Juan Leyrado estará disponible hasta las 20:30 de hoy en <www.laplazaonline.com.ar>.