En una extensa carta publicada este viernes, el comité de expertos médicos que asesora al gobierno nacional mostró su preocupación por el avance de la pandemia en el país y las políticas sanitarias que se realizan para controlarlo.

Los especialistas destacaron la rápida respuesta argentina al comenzar la pandemia, con el rápido fortalecimiento del sistema de salud y la reducción de la movilidad a través del aislamiento social, pero advirtieron con preocupación “el riesgo de que las diferencias políticas comiencen a enturbiar la política sanitaria, situación que pondría en grave riesgo la respuesta a la pandemia”. 

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

“El virus no es oficialista ni opositor. La estrategia sanitaria para enfrentarlo, tampoco”, sostuvieron Pablo Bonvehí, Pedro y Florencia Cahn, Gonzalo Camargo, Luis Cámera, María Marta Contrini, Javier Farina, María Cecilia Freire, Gustavo Lopardo, Susana Lloveras, Eduardo López, Tomás Orduna, Carlota Russ, Omar Sued y Pascual Valdéz.

En el texto, señalan la necesidad de que las personas continúen tomando las medidas sanitarias para prevenir los contagios, como distanciamiento social, uso de barbijo y lavado de manos, pero destacaron que “la responsabilidad individual no alcanza para enfrentar este desafío sin precedentes”.

Por eso hacen “un llamado a las autoridades a tomar las medidas necesarias de bloqueo sanitario a nivel barrial, departamental o provincial, según la gravedad de la situación, sin demora”. Señalan que el “aislamiento intermitente” permitiría ir abriendo y cerrando zonas de acuerdo a la situación epidemiológica.

Consideraron que esto debería ir acompañado de un uso racional de los testeos y una política de rastreos. “El alto índice de positividad que tenemos en el país nos indica que debemos comenzar el aislamiento desde el momento en el que se realiza el hisopado, aún antes de tener la confirmación del resultado”, agregaron.

También proponen profundizar las campañas de comunicación para “recrear esa comprensión y acompañamiento casi unánime que tuvo la ciudadanía cuando comenzó el aislamiento”.

“No tenemos dudas de que la pandemia va a ser controlada, lo que proponemos es llegar a ese control con el menor costo posible en número de enfermos y vidas humanas”, sostuvieron y pidieron: “Renovemos el esfuerzo de cuidarnos y cuidar a nuestros semejantes y comencemos a planificar el retorno a una vida plena, con los cuidados que pueda imponernos la nueva normalidad”.