El ministro de Agroindustria de Buenos Aires, Leonardo Sarquís, afirmó  que “hay cuatro millones de hectáreas afectadas” por las inundaciones en la provincia, y destacó que se aguarda nuevo financiamiento para concluir las obras del Plan Maestro de la Cuenca del Salado.

En declaraciones a Radio Provincia, Sarquís indicó que en Buenos Aires hay “caminos rurales destruidos, lugares aislados y allí es donde el Estado debe estar facilitando todas sus herramientas”.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Según el ministro de Agroindustria, no se hicieron obras estructurales en 20 años, por lo cual el problema está vigente. “El diagnóstico ya lo tenemos, y ahora tenemos que hacer. Lo primero que hay que decir es que para nosotros es un tema nacional el tema de las inundaciones y por eso tenemos el Comité Interprovincial de Cuencas; cuando uno mira el panorama en Buenos Aires hay 58 obras que benefician a 35 municipios”.

Sarquís sostuvo que “la obra de la cuarta etapa del Plan Maestro del Salado que es la más grande, ya tiene una inversión de $500 millones y se aguarda una nuevo financiamiento para culminar con el trabajo”.