Alrededor de 500 niños y niñas de las villas de Capital Federal y del Conurbano bonaerense, que forman parte de los espacios de educación popular de La Poderosa, se congregaron en la tarde de ayer en para realizar un show con la banda infantil santafesina
“Canticuénticos”, en el Hotel Cooperativo Bauen.

Fue una jornada de juegos, payasos, arte y diversión. El evento fue un encuentro gratuito para centenares de chicos y chicas que no pueden acceder a los precios de los teatros, en un espacio de lucha como es la cooperativa hotelera que actualmente se encuentra en pleno juicio para evitar su desalojo.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

“Logramos esto gracias al trabajo en conjunto: La Poderosa organizando el evento, nosotros prestando la instalación y la banda realizando el show. Así, pudimos darle un momento de alegría a los más chiquitos”, comentó Federico Tonarelli, vicepresidente del Bauen. Y además añadió: “Las y los trabajadores estamos en otra etapa más de la pelea y en la espera de lo que resuelva el juzgado. Mientras tanto, realizamos actividades como la de hoy en conjunto”.

Laura Ibáñez, cantante de Canticuénticos, explicó que “el arte desarrolla la metáfora, la imaginación, la posibilidad de poder pensar un mundo diferente. Preguntarse de qué otra manera puede ser este mundo”. Gonzalo Carmelé, bajista, sintetizó el por qué del encuentro: “Nos parece muy importante poder participar de esta actividad en un lugar tan simbólico, de tanta resistencia. Lo hacemos a través del arte porque creemos que transforma y es un vehículo para hacer llegar ideas”.

...
(Foto: Gentileza La Poderosa)


La periodista deportiva Ángela Lerena fue la presentadora invitada. Se hizo presente acompañada de su hija menor, Maite: “Me encantó tener una tarde de vacaciones de invierno con Canticuénticos y con los chicos de las asambleas de La Poderosa. Por eso, cuando me invitaron no dudé y vine con mi hija más chica. La pasamos hermoso: todos cantamos y bailamos. Los adultos que elegimos ser parte de la lucha ya sabemos que es un camino largo, con buenos y malos momentos, pero para los chicos la infancia es hoy y es justo que puedan ser felices, que disfruten la alegría de ser niños”.

Finalmente, el referente del movimiento villero La Poderosa, Nacho Levy, describió al show como “el pogo más chiquito del mundo” y agradeció tanta lucha social y cultural: “Estamos acá gracias a las y los vecinos de las barriadas que deben hacer de Estado cuando el Estado está ausente, a maestras y maestros de jardines comunitarios, de la escuela pública, que llevan estas canciones a donde no hay equipos de música ni electricidad, y a artistas como Canticuénticos, que están cumpliendo 10 años, que son el estado de felicidad de los barrios y hacen de la ESI una canción”.

Desde La Poderosa, concluyeron: “Ahí donde todo se resiste, donde se albergan pequeños grandes momentos, donde las unas y los otros no necesitamos de guita para ser verdaderamente ricos. Ahí está nuestra verdadera fuerza, nuestra verdadera batalla. La organización hace posible todo por la libertad y alegría de los más pequeños”.