Es guía de turismo en todo San Juan. Pero es en el Parque Provincial Ischigualasto donde pasa gran parte de su vida. Son 62 mil hectáreas de un área protegida donde se puede caminar sobre 180 millones de años por donde estuvieron los dinosaurios. Se llama Omar Darío Alé y vale la pena conocer su historia.

Tiempo de Viaje: ¿Sos el “Señor de la Luna”?

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Omar Darío Alé: Ser guía en Ischigualasto, Valle de la Luna, es un privilegio que pocos tenemos. Poder mostrar un lugar único, Patrimonio de la Humanidad. Hay gente que viene de todo el mundo y sale maravillado por los paisajes extraordinarios que el Parque tiene.

TDV: ¿Cómo te gusta más decirle: Valle de la Luna o Parque Ischigualasto?

ODA: Muchos creen que el Valle de la Luna y que Ischigualasto son cosas distintas. El Parque se llama “Ischigualasto” y es un vocablo aborigen diaguita que significa lugar o tierra sin vida pero es más conocido como Valle de la Luna. Yo prefiero llamarlo Ischigualasto.

TDV : ¿Cómo es un día de trabajo?

ODA: Vivo a 270 kilómetros de Ischigualasto. En la ciudad de San Juan y nosotros (los guías) hacemos turnos de diez días. Son diez días en los que compartimos con compañeros, grupos de diez personas, que convivimos durante todos esos días en este maravilloso lugar, es un gran grupo humano, porque no está solo lo laboral también está la convivencia. (sonríe)

TDV ¿Estás todo el día en el Parque?

ODA El día en Ischigualasto empieza muy temprano. Nos peleamos por usar el baño y desayunar y son las charlas y anécdotas de lo vivido cada día con las distintas caravanas de visitantes en vehículos los que llenan ese momento. Vamos esperando que la gente empieza a llegar al Parque, a medida que llega armamos cada hora una caravana que los acompaña un guía. Son 40 kilómetros el circuito. Y vamos parando en cinco oportunidades donde reunimos al grupo y les contamos que están viendo, de qué se trata cada lugar. Serán unas tres horas, tres horas y media.

TDV: ¿Uno llega en auto y se anota para recorrer con ustedes?

ODA: El primer ingreso es a las 9 de la mañana y el último es a las 16 en invierno y a las 17 en verano. Cuando terminamos la jornada, a la hora de la cena, otra vez las charlas y comentarios de lo vivido con los turistas.

TDV: ¿Con luna llena es otro viaje, no?

ODA: Cuatro noches al mes hacemos el circuito de luna llena. Dos antes y una después de la luna. Hacemos un ingreso al Parque con un circuito distinto, donde hacemos una caminata de casi 2 km a la luz de la noche, es netamente vivencial es casi imposible explicar o dimensionar la extraordinaria belleza que refleja la luz de la luna en estos paisajes.

TDV : ¿Porqué la gente tiene que viajar a conocer ese lugar?

ODA: Bueno, además de su importancia científica dada a través de los fósiles encontrados en este lugar que lo convierte en único en el mundo, es la extraordinaria belleza de sus paisajes, su colorido, las geoformas, que el viento y la lluvia fueron modelando a través del tiempo, formas extraordinarias. Formas que por su parecido a cosas u objetos que conocemos, la misma gente la fue bautizando: “El Hongo”; “El Submarino”; “Cancha de bochas” o “La Esfinge”, por ejemplo.

TDV: ¿En qué otro lugar te gustaría trabajar?

Además de trabajar como guía en Ishchigualasto, también soy guía en toda la provincia que tiene lugares bellísimos. Mirá, el 60 por ciento de la superficie de San Juan está ocupado por montañas. Entonces, los caminos que nos comunican de un lugar a otro son bellísimos, con montañas de distintas formas, tamaños y colores Vas atravesando los cordones montañosos a través de quebradas, lo que hace que sea muy placentero el recorrido y que podamos disfrutar de lugares hermosos como ir a Calingasta, Barreal, Iglesias y para llegar aquí, tenemos que atravesar valles que están a 1500 metros de altura donde tenemos paisajes permanentes y hermosos de un lado la cordillera con los picos nevados y del otro lado la pre cordillera con los cerros multicolor.

TDV: Tiempo de Viajes ¿Hay lugares únicos?

ODA: Siii. En este valle también aparecen sitios únicos como La Pampa del Leoncito, el cerro Alcázar, el dique Cuesta del Viento, termas, sitios arqueológicos, que hacen que se aun lugar muy rico no sólo desde lo natural sino desde lo cultural como las capillas jesuitas construidas por como la capilla de Achango o la capilla de Catalve.

TDV: ¿Te sorprende todavía cuando se emociona la gente? Se emociona la gente o simplemente le da curiosidad?

ODA: Supera ampliamente las expectativas que trae el turista, ampliamente, y eso pasa a diario. Turista que llega a Ischigualasto se sorprende y emociona. Lo cual a nosotros nos emociona y motiva a seguir investigando y mostrando.

TDV: ¿Cuál es la parte del parque que más te gusta?

ODA: Es difícil determinar un lugar preferido en Ishcigualasto, son muchos, pero… por tradición…el Submarino, el submarino en el atardecer ..es el lugar que más me motiva que más me gusta

TDV: ¿Qué hay de nuevo?

ODA: Si alguien visitó hace diez años Ischigualasto y vuelve se sorprende nuevamente. Por naturaleza se sorprende, pero además hay cambios, hay instalaciones nuevas. Hay una plaza seca, nuevos sanitarios, todo para la comodidad del visitante. Y dentro del Parque hay cosas buenas y otras no tanto. Hace siete años se inauguró un museo de sitio donde se pueden ver fósiles, en el mismo lugar en que fueron hallados. Y entre las no muy buenas, es porque en el “Submarino” que tenía dos periscopios, un 12 de julio de 2015 hubo un fuerte viento zonda y tiró uno de los periscopios. Pero todo el Parque está muy lindo con los circuitos agregados como el de luna llena, bicicleta, el ascenso al cerro Morado, trekking al río Salado y pronto va a haber un nuevo circuito con bellezas extraordinarias, algo cultural, como la huella de los arrieros que dejaron sus marcas por aquí y marcas de aborígenes que venían al lugar a cazar y dejaron sus improntas. Muy pronto se va a poder conocer estos nuevos circuitos.

TDV: ¿Cuál fue el visitante que más te sorprendió?

ODA: En 26 años que realizo este trabajo en Ischigualasto… se me vienen muchos recuerdos a la memoria. Como el caso de una turista ciega que manifestaba lo extraordinario del lugar sin poder verlo. Y me llegó mucho. Lo describía al sitio como s lo estuviera viendo. Y hace unos meses, también me marcó un turista de 102 años que dijo que no se podía ir de este mundo sin conocer Ischigualasto. Y bueno, cumplió con su objetivo y lo pudo conocer. Otra anécdota más, es el pedido de matrimonio en el paseo de luna llena! Estaba todo pactado estaba todo arreglado. Venían como veinte familiares de los dos novios. Los únicos que sabían el tema eran la mamá de la novia y el novio, de quien fue la idea. Y yo. Éramos los únicos tres que sabíamos y fue muy emocionante, porque fue una declaración a la luz de la luna llena con este paisaje imponente.

TDV: ¿Qué es San Juan?

ODA: San Juan además de Ischigualasto y los circuitos extraordinarios de cordillera en cuanto a naturaleza, tiene también mucho lindo, mucho importante en cuanto a lo cultural en la ciudad. San Juan es una ciudad moderna. No porque nosotros quisimos, sino que el terremoto del 44 nos destruyó todo. Tiene, por ejemplo, una Catedral distinta a la del resto del mundo, con una arquitectura y ornamentación moderna. Un auditorio que si bien, tiene 50 años, sigue siendo uno de los mejores del mundo en cuanto a su capacidad acústica, es una maravilla y sorprende a los visitantes, es el auditorio Juan Victoria. Un teatro nuevito, un teatro del Bicentenario que es el más moderno del interior de la República. Entre otras cosas más.

Más info

Omar Darío Ale (0264) 4598642 [email protected]

La entrada a parque tiene un costo de 1200 pesos por persona, jubilados y estudiante pagan 700.

Circuito nocturno con luna llena cuesta 1000 pesos para todos. Circuitos alternativos, caminata, trekking y bicicleta tiene un costo de 700 pesos por persona. El parque abre todos los días salvo en Navidad y Año Nuevo.