Culiacán

El operador financiero del cartel de Sinaloa, Juan José Esparragoza Monzón, y otros cuatro reclusos de alta peligrosidad escaparon ayer de una cárcel del estado de Sinaloa, en México. Esparragoza Monzón, apodado «el Negro», de 45 años, hijo del narcotraficante Juan José Esparragoza, «el Azul», se fugó de la prisión de Aguaruto ubicada en el municipio de Culiacán, capital del estado, presuntamente acompañado por dos guardias del penal y cuatro presos, informó el subsecretario de Seguridad Pública de Sinaloa, Cristóbal Castañeda, citado por EFE.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Las autoridades descubrieron la fuga de Esparragoza cuando pasaron lista a los reclusos a las 13:00 (17, hora en Argentina), y horas después informaron de los otro cuatro detenidos fugados y la ausencia de los guardias.

El hijo de «el Azul» fue detenido el 19 de enero en Culiacán y está considerado como el operador financiero del cártel de Sinaloa, que su padre fundó junto con «el Chapo» Guzmán, extraditado a Estados Unidos el 19 de enero, para enfrentar varios cargos por narcotráfico.

Las autoridades lo consideran, además, responsable de coordinar una red de distribución de droga y de invertir los recursos financieros del cartel en bienes y empresas en varios estados mexicanos.

Por su parte, su padre, «el Azul», es buscado por autoridades de México, donde se ofrece una recompensa de 1,55 millones de dólares, y de Estados Unidos, que tienen una oferta de cinco millones de dólares por información que lleve a su captura.