A un año de los despidos, los trabajadores de Télam continúan la lucha por las reincorporaciones

Realizarán este miércoles una jornada de lucha frente a la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo, para denunciar las presiones del gobierno que derivaron en la fragmentación del expediente.

(Foto: Mariano Martino)
25 de junio de 2019

A un año de los despidos en Télam, la lucha de los trabajadores y trabajadoras de prensa de la agencia oficial de noticias continúa. Este miércoles 26 de junio habrá un paro activo de 24 horas, con manifestaciones y actividades en dos puntos. Desde las 6 de la mañana, habrá una intervención política en la puerta de la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo, en Lavalle 1554; luego un desayuno popular; y a las 10:30 el acto principal de la jornada de lucha, con las presencias de Sergio Maldnonado y Taty Almeida.

Más tarde, a las 15, se organizará frente a las oficinas de la agencia Télam, en Bolívar 531, un encuentro con movimientos sociales, en el marco del 17° aniversario del asesinato de Maximiliano Kosteki y Darío Santillán; desde las 16 se desarrollará una asamblea del gremio de prensa y el acto de cierre; y a partir de las 17 tocarán bandas invitadas.

A lo largo de un año, la lucha por la reincorporación de los 357 despedidos por la gestión del secretario del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos, Hernán Lombardi, ha sufrido avances y retrocesos, pero el gremio de prensa se ha mantenido firme en sus reclamos.

Las presiones del gobierno, deseoso de habilitar nuevos despidos, motivó que la justicia del trabajo fragmentara el expediente, enviándolo a diversos juzgados sin competencia para resolver, en lugar de analizarlos para avanzar en la reincorporación.

Desde hace casi un mes, la comisión gremial interna de Télam y el Sindicato de Prensa de Buenos Aires (SiPreBA) montaron un acampe frente a la Cámara de Apelaciones del Trabajo, por donde desfilaron solidariamente legisladores, organizaciones gremiales y sociales y referentes del priodismo y de otros ámbitos, como un modo de exigir una decisión judicial que se viene dilatando artificialmente.

De hecho, la fragmentación del expediente obedece a la intención de impedir que se repitan las sentencias dictadas el año pasado, ordenando reinstalar a los trabajadores en sus puestos, luego de que la Justicia Nacional del Trabajo considerara que el plan de despidos era ilegal, por incumplir el Procedimiento Preventivo de Crisis.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

Tiempo Audiovisual