Acero: a pesar de una nueva caída, hay optimismo para fin de año

La producción cayó 6.2% de agosto a septiembre y un 27,9% interanual. Esperan que la inversión pública en construcción arrastre a este golpeado sector en 2016.
17 de Octubre de 2016

La crisis de la industria nacional suma nuevos indicadores negativos prácticamente a diario. Hoy se conoció que la producción de acero, crucial para el desenvolvimiento de otras actividades importantes para la economía local como la construcción, cayó un 27,9 por ciento en relación con el mismo mes de 2015 y que a su vez experimentó un retroceso del 6,2% respecto de agosto.

En tanto, la producción acumulada de los primeros nueve meses de 2016 fue un 18,6% menor al mismo tramo de 2015, informó la Cámara Argentina del Acero (CAA).

Según la información de la CAA (que integran empresas del tenor de Acindar, Ternium Siderar o Tenaris Siderca) la producción de septiembre alcanzó las 322.100 toneladas y llevó el número acumulado en los tres primeros trimestres del año a las 3.078.000 toneladas.

Pese a los números, la Cámara vaticina un fin de año en recuperación porque “si bien la actividad industrial acumula una caída de 4,2% en ocho meses, se prevé un escenario superador que deje atrás el nivel más bajo de actividad productiva del año y se estima que empezarán a visualizarse sectores que marquen puntos de inflexión en la tendencia observada hasta ahora”.

Este insumo es vital para industrias como la de la construcción y la automotriz, que atraviesan un momento de fuerte recesión y consecuente inestabilidad laboral. Otro sector de uso intensivo es el de los electrodomésticos de mal tránsito en lo que va de 2016.

En relación con la construcción, la CAA hizo un análisis positivo y destacó que, si bien el Indice Construya (IC) que mide los despachos de insumos para esa actividad, como los aceros largos, cayó el 17% en septiembre medido en términos interanuales también es cierto que creció 3.6% en la medición respecto de agosto pasado. “Sumado a ese dato, la inversión pública casi se ha triplicado en el tercer trimestre del año respecto del primero (lo que) podría indicar señales positivas sobre la recuperación de un sector clave para la demanda siderúrgica”.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

móvil:N