Arde la interna de la CGT

Semana clave para la reunificación de la central obrera, que el viernes tendrá su Congreso Normalizador.
16 de Agosto de 2016

En una semana clave para el futuro del movimiento obrero de cara a la renovación de autoridades que tendrá lugar el lunes 22 en el Congreso Normalizador, las internas están a flor de piel y prometen crecer en intensidad hasta la culminación misma del proceso electivo que se realizará en la sede del estadio Obras Sanitarias.

La organización sindical viene de años de división en tres CGT, por un lado, la que encabeza el metalúrgico, Antonio Caló; a la par de la CGT Azopardo, en la que manda el camionero Hugo Moyano; y finalmente la CGT Azul y Blanca, menos representativa comparativamente y a cargo del gastronómico Luis Barrionuevo.

En la puja la iniciativa que domina es la de formar un triunvirato con un secretario General por cada una de las CGT: Héctor Daer, de Sanidad, por la CGT de Caló; Juan Carlos Schmid, de Dragado y Balizamiento, por la entidad moyanista; y Carlos Acuña, dirigente de los estacioneros, por la facción que responde a Barrionuevo.

Sin embargo, el triunvirato afronta presiones desde otros sectores del sindicalismo nacional que pugnan, en algunos casos, por un lugar en la conducción colegiada (ampliar el triunvirato a una suerte de tetra o penta conducción) y, en otro sentido, por sectores de la dirigencia sindical que alientan la constitución de un solo secretario General en orden con lo que dispone el estatuto de la central obrera argentina.

Entre los primeros se destaca la denominada Corriente Federal de los Trabajadores (CFT) que componen la Asociación Bancaria, el núcleo del Movimiento de los Trabajadores Argentinos (MTA) y la Corriente Federal. Este grupo celebró el viernes con un acto masivo en el Estadio de Ferro su constitución como fuerza con aspiraciones a un lugar de poder en la alta dirigencia cegetista.

El representante que impulsa este sector es el bancario Sergio Palazzo, que viene de un año de intensa exposición, en el que encabezó la recuperación de los puestos de trabajo que el gobierno nacional había eliminado en el Banco Central y con la rúbrica de una de las paritarias más altas del año.

Con esos datos como punto de partida, Palazzo busca abrirse paso con un discurso en el que abunda el tono combativo, un rasgo que contrasta con la posición de los postulantes de las CGT al triunvirato.

Con ese enfoque, el bancario salió a marcar la cancha el fin de semana y primereó a sus competidores en la carrera al Congreso del viernes. En una entrevista que vio la luz el domingo, Palazzo no anduvo con vueltas y le puso fecha al paro que Daer, Schmid y Acuña rechazan en sus intervenciones mediáticas.

Hay que decir que Daer y Acuña, la mitad más uno del triunvirato, están políticamente ligados al Frente Renovador que conduce Sergio Massa, una fuerza que juega discursivamente a la supuesta “oposición constructiva” al gobierno de Mauricio Macri.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS