Avanza el plan de reconversión de los neuropsiquiátricos

El Ministerio de Salud bonaerense inauguró una ampliación del hospital de Open Door. Deja de ser monovalente y se abre a la comunidad.
(Foto: @nkreplak / Twitter)
14 de febrero de 2021

La provincia de Buenos Aires avanza con la transformación de sus hospitales neurosiquiátricos en el marco de la adecuación de su sistema sanitario a lo dispuesto en la Ley Nacional de Salud Mental, a diez años de su sanción. Esta semana quedó inaugurada una ampliación de las instalaciones del Hospital Dr. Domingo Cabred, el neuropsiquiátrico de Open Door, en el partido de Luján. Se trata ahora de un centro de diagnóstico y tratamiento abierto a toda la comunidad.

En esta primera etapa, funcionarán, además de los servicios de salud mental, los de clínica médica, medicina familiar, traumatología, dermatología, cardiología, neurología, otorrinolaringología, infectología, kinesiología y nutrición. Según se precisó desde el Ministerio de Salud bonaerense, este cambio funcional implicó la refacción y construcción de seis nuevos consultorios, la guardia general, sala de espera y baños.

"Este hospital está encabezando, junto a otros neuropsiquiátricos de la provincia, una transformación del sistema de salud que es ejemplar, y parte de ese cambio tiene que ver con cumplir un rol en la sociedad, que no solamente sea el que venía cumpliendo, sino modernizarlo y ponerlo dentro del sistema de salud", explicó durante la inauguración el viceministro Nicolás Kreplak, quien estuvo acompañado por la subsecretaria de Salud Mental, Consumos Problemáticos y Violencia de Género, Julieta Calmels, y el intendente de Luján, Leonardo Botto. La inauguración de este centro se enmarca en los anuncios que el ministro Daniel Gollán hiciera en diciembre pasado, cuando adelantó los trabajos que se realizarían en cuatro manicomios para que dejen de ser hospitales públicos monovalentes y presten atención médica no sólo a los pacientes psiquiátricos sino a toda la comunidad. El funcionario también describió que estos nosocomios contarían con áreas de esparcimiento cultural, recreativas y productivas.

Estas obras vienen a saldar una deuda del Estado Argentino que ya cumplió más de diez años, desde que se sancionó la Ley Nacional de Salud Mental que preveía que para 2021 todos los manicomios del país debían haber sido reemplazados por dispositivos que permitieran a buena parte de los pacientes evitar el encierro y poder vivir en comunidad.

Los proyectos de transformación se pusieron en marcha en octubre de 2020 y además de estas obras en el hospital Cabred, se contemplan trabajos similares en el Hospital Interzonal Dr. José A. Estéves, el Interzonal de Agudos y Crónicos Dr. Alejandro Korn y en el Subzonal Especializado Neuropsiquiátrico Dr. Domingo J. Taraborelli.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

Tiempo Audiovisual