Contragolpe de Arribas: denunció al arrepentido del caso Lava Jato

Leonardo Meirelles había declarado que el titular de la AFI le había transferido u$s 850 mil como parte de coimas de Odebrecht. El funcionario macrista lo negó.
15 de Mayo de 2017

Gustavo Arribas pasó de denunciado a denunciante. El jefe de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), apuntó al arrepentido del escándalo del Lava Jato brasileño, Leonardo Meirelles, quien el pasado jueves lo había acusado de recibir coimas por Odebrecht, por $850.000 dólares, que él mismo le había transferido a su cuenta bancaria. Pero ahora Arribas intenta invertir el caso, acusando al operador brasileño por "falso testimonio" y "cohecho".

La presentación fue efectuada ante la Cámara Federal y tras el sorteo quedó a cargo del juez federal Claudio Bonadio.

Meirelles es un acusado beneficiado con lo que se conoce como "delación premiada" en Brasil y ante la Justicia argentina declaró sin prestar juramento de verdad y el jueves había declarado en una videoconferencia ante el fiscal federal Federico Delgado y el titular de la Procuraduría de Investigaciones Administrativas Sergio Rodríguez sobre transferencias que recordaba haber hecho a una cuenta de Arribas en Suiza por un total de 850.000 dólares.

"He dicho reiteradamente que Meirelles miente y que con su intervención no elegida por mí sólo he recibido una transferencia bancaria”, sostuvo Arribas en la denuncia, en alusión a la única transacción que aceptó haber hecho, un pago de 70.500 dólares por la venta de bienes muebles. El titular de la AFI aludió a la "mendacidad" de Meirelles, un "condenado por la justicia penal de Brasil”, en el marco de la causa conocida como Lava Jato.

En la denuncia, el titular de la AFI pidió medidas de prueba como por ejemplo solicitar al Credit Suisse sucursal Zurich que informe si del 25 al 27 de septiembre de 2013 recibió algún pago en su cuenta proveniente de alguna firma vinculada a la constructora Odebrecht.

La causa abierta contra Arribas por la denuncia de esas transferencias fue cerrada por el juez federal Rodolfo Canicoba Corral por inexistencia de delito y ahora la sala III de la Cámara Federal de Casación tendrá que resolver si confirma esa decisión o la reabre a pedido de la PIA, que presentó una apelación. Esa decisión quedó en manos de los camaristas de Casación Juan Carlos Gemignani, Angela Ledesma y Horacio Riggi.

También podés leer:

El caso Arribas divide a Cambiemos

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS