Diciembre: subas en combustibles y en la carne

Los precios de las naftas y el gasoil se incrementaron desde esta medianoche. Habrá más alzas.
(Foto: AFP)
1 de Diciembre de 2019

Desde la medianoche de este domingo subieron los precios de la nafta y el gasoil en torno de un 5%. A pesar del golpe a los bolsillos, esta alza no eliminará nuevos incrementos en los combustibles en diciembre. Pero, además, este mes también será testigo de incrementos en la carne y el resto de los alimentos.

En el caso de la nafta y el gasoil, los nuevos precios derivan del alza del precio del biocombustible y de la suba del impuesto a los combustibles. En el caso de los biocombustibles, la suba fue del 15% tanto para el etanol (sea en base a caña de azúcar o maíz) como para el biodiésel (elaborado con soja). En la actualidad, el 10% de lo que se carga en el tanque es alguno de estos productos.

Respecto del impuesto, la Secretaría de Energía resolvió dividir la suba del 5% en dos tramos: uno se aplicó desde la hora cero de hoy y el otro lo será desde el 1 de enero.

La combinación de ambas subas derivaría, según las empresas, en un alza de los precios del surtidor de entre el 5 y el 6%, dependiendo del tipo de combustible. Las petroleras advierten que ellas sólo trasladan subas de precios originadas por fuera de su control y recuerdan que aún les queda pendiente un incremento de entre el 10 y el 15% para recuperar la suba del valor del dólar y una más leve alza del precio del petróleo.

Carne

En diciembre se producirán más aumentos. En primer lugar, porque las subas en los combustibles repercutirán en el transporte de todos los productos, sean materias primas o bienes terminados. Sólo la caída del consumo puede ponerle una barrera a este traslado a precios.

Por cuerda separada, los analistas del sector rural advierten que la demanda china de carne está provocando un alza sostenida de los precios. Según estos expertos, en diciembre podrían esperarse subas de hasta el 15% en los precios mayoristas de la carne. Al igual que en el caso anterior, el traslado a los mostradores dependerá de la capacidad de absorción de más costos por parte de los comerciantes minoristas ante una demanda que cae en forma sostenida desde hace dos años. «

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS