El ajuste a los jubilados y las detenciones sin condena, con baja aceptación en el conurbano

Según una encuesta de Analogías, estas medidas pierden apoyo incluso entre los votantes de Cambiemos.
11 de Diciembre de 2017

Según un estudio realizado en todo el conurbano, la reforma previsional y las detenciones sin condena generan altos niveles de rechazo, incluso entre los simpatizantes con el gobierno de Maurcio Macri. Mientras el ajuste a los jubilados cosecha un rechazo del 82%, un 40% considera que las detenciones sin condena previa que se produjeron a partir del fallo del juez Claudio Bonadio, están digitadas desde el gobierno nacional.

La consultora Analogías realizó una encuesta el 8 y 9 de diciembre en los 28 municipios que integran el Conurbano, de 1.720 casos efectivos mediante entrevistas telefónicas.

La idea de adoptar medidas que afecten el ingreso de los jubilados genera un rechazo marcado: un muy mayoritario 82% se muestra en contra de ajustar las jubilaciones “por la herencia recibida del Gobierno anterior”.

El rechazo abarca a casi la totalidad del público opositor, pero es incluso mayoritario (supera el 60%) en los sectores más afines al macrismo (quienes califican el desempeño de Mauricio Macri como “bueno” o “muy bueno”).

A su vez, los vecinos del GBA no consideran que las jubilaciones deban ajustarse como respuesta al déficit fiscal: más del 80% rechazan de plano esta idea, contra apenas un 10,2% que la apoya.

Los vecinos desconfían en forma marcada de los efectos de la nueva fórmula sobre los ingresos previsionales: casi el 55% cree que los jubilados perderán poder adquisitivo con la misma.

El 37% se muestra “sorprendido” de que el Gobierno haya impulsado esta ley (la cifra crece, especialmente, en los oficialistas “moderados” que califican el desempeño presidencial como “Regular Positivo”).

A su vez, el 33,4% afirman que el proyecto empeora su percepción del Gobierno de Macri, contra sólo un 11,9% que afirma que éste la mejora. Si bien el proyecto parece reafirmar creencias previas del entrevistado (un 60% de los opositores “duros” afirman que el proyecto empeora su percepción del Gobierno), los “oficialistas blandos” parecen haber deteriorado su evaluación del desempeño presidencial en una medida relativamente alta a partir de la reforma previsional: casi el 34% de los que califican la gestión del Presidente como “regular” afirman que el proyecto empeora su opinión del Gobierno.

Detenciones sin condena

Más del 40% de los entrevistados, con porcentajes relativamente parejos en todos los segmentos relevados de edad, sexo y nivel educativo, creen que el Gobierno de Macri coordinó políticamente las detenciones de funcionarios ordenadas por Bonadio.

Asimismo, los vecinos se dividen en porcentajes casi idénticos entre quienes creen y quienes no que el objetivo fue distraer la atención de la reforma previsional. La opinión al respecto muestra una correlación muy marcada con la imagen del Presidente: apenas el 8% de quienes consideran su gestión “muy buena” o “buena” creen que se trató de una maniobra de distracción, mientras que la cifra trepa por encima del 80% entre los vecinos que se definen como opositores.

La proporción de vecinos que acusan al Gobierno de revanchismo y persecución a opositores es cercana al 50% y resulta la opción predominante en las preguntadas planteadas al respecto. Casi el 48% considera que el Ejecutivo es revanchista con el kirchnerismo y un 46,5% lo acusa de perseguir a sus opositores políticos. Nuevamente, la postura que se tenga frente al Presidente resulta el determinante principal de la respuesta en estas preguntas. De esta manera, entre quienes califican el desempeño presidencial como “Muy Bueno” sólo el 9% opina que se persigue a opositores. La cifra crece progresivamente a peor imagen se tenga de la gestión presidencial, llegando al 84% entre quienes tienen imagen "mala” y al 95% entre quienes tienen imagen “muy mala”.

La opinión predominante entre los vecinos del GBA es que el pedido de detención de CFK resulta ilegal: así lo creen el 45,6% de los entrevistados. Entre los opositores duros al Gobierno la cifra trepa por encima del 80%.

Asimismo, al evaluar a quién beneficia el pedido de detención de la actual Senadora Nacional, el principal señalado resulta el Gobierno Nacional.

No obstante, la creencia predominante entre los vecinos del GBA es que Cristina Fernández de Kirchner no será encarcelada. La perspectiva resulta especialmente mayoritaria en los sectores opositores (donde supera el 60%, contra menos de un 20% que imaginan a la Senadora Nacional detenida). En cambio, en el público más afín al macrismo, trepan al 44% quienes creen que la ex Presidenta irá presa.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS