El feminismo ya tiene su primera Feria del Libro

La FilFem está impulsada por el colectivo Espacio de Géneros Micaela García. Se inaugura el lunes en el barrio de Chacarita y tendrá diversas actividades que exceden los límites del libro en la búsqueda de visibilizar el rol de la mujer en el mundo editorial.
(Foto: Mariano Espinosa)
9 de Diciembre de 2018

El colectivo Espacio de Géneros Micaela García es una prueba más del incontenible avance femenino. Formado hace ya más de un año, lleva el nombre de la integrante de Ni Una Menos violada y asesinada en Gualeguay en 2016. Está integrado por jóvenes mujeres de distintas profesiones y ocupaciones y desde su creación no ha dejado de debatir y proponer. Esta vez se trata de la organización de la Primera Feria del Libro Feminista (FilFem) que se inaugurará mañana, lunes 10 de diciembre, en el espacio Santos, ubicado en Santos Dumont 4040. Se abrirá a las 18 y cerrará a las 23 horas.

Varias de sus integrantes del colectivo conversaron con Tiempo Argentino acerca de esta propuesta.

–¿Cuál es el criterio con que se organizó esta feria?

Josefina Maharbiz: –El eje central es el feminismo y la mujer como autora, como escritora, como editora porque muchas veces en las otras ferias o en las librerías cuesta mucho no sólo encontrar libros feministas, sino ver a la mujer en un lugar de importancia. Nosotras queremos visibilizar a la mujer en todos esos aspectos y también mostrar los textos, la literatura y la poesía feministas. Las editoriales que participan no se dedican exclusivamente a la publicación de textos feministas, pero la idea es que lleven a la feria precisamente los que sí lo son.

Micaela Gentile: –A aquellas editoriales que no tienen textos que hagan referencia a la teoría feminista se les propuso que lleven autoras de literatura en general, poetas que quizá no abordan el tema del feminismo, pero que nos permiten visibilizar que son artistas mujeres, que son escritoras mujeres, que son ilustradoras mujeres.

Además de exposición y venta de textos, ¿qué otras actividades paralelas tienen pensadas para la feria?

Aimé Correa Bravo: –Va a haber lectura de poesía y de otro tipo de textos y tres paneles. En el panel central estarán Dora Barrancos, Luciana Peker, Sasa Testa y Lux Moreno.

Paloma Dubecco: –El primero de los paneles está moderado por Paulina Aliga de La Coop y va a haber tres escritoras de ese sello hablando de lo que llamamos Tránsitos de feminismo y escritura. El segundo panel está referido a mujeres escritoras y editoras y se focaliza en las iniciativas que surgieron este año con la marea verde y la puesta en agenda del derecho al aborto. Por un lado, tenemos a dos escritoras de Nosotros Proponemos, Cecilia Szperiling y Claudia Aboaf, que son quienes motorizaron la carta de las escritoras por el derecho al aborto legal. Luego estarán la editora y la escritora de Martes verde, un libro de poesía por el aborto legal. Hay otro libro que se llama Artistas por el aborto legal. Somos centelleantes, cuyas escritoras y la editora también van a estar en la feria.

ACB: –Tres de las panelistas, además, van a estar firmando libros desde las 7 de la tarde.

MG: –Y no sólo habrá venta de libros, sino también de fanzines. Además, serigrafías e ilustraciones que tienen un valor comercial menor que un libro y que permiten visibilizar a quienes los producen.

PD: –Para diversificar también incluimos asociaciones civiles. Van a estar las compañeras de Economía Femenina con Monstruación, y también las de otra asociación civil que se llama Tiflonexos y que edita audiolibros para personas ciegas y que va a llevar a la feria los materiales que tienen sobre educación sexual integral para las escuelas especiales. Nos interesa trazar estas alianzas más allá de lo que es específicamente el sujeto mujer.

–¿Cómo fue la respuesta de las editoriales cuando lanzaron esta propuesta?

Romina Nucci: –Muy buena e inmediata. Rápidamente dijeron que sí y la respuesta fue muy positiva.

MG: –Incluso comentaban la propuesta entre ellas. Por ejemplo, nos escribían de una editorial diciéndonos "nos comentó tal editorial que se va a hacer esta feria, queremos saber cómo podríamos participar porque queremos estar presentes". Se fueron comunicando los circuitos de editoriales y librerías.

ACB: –Creo que ninguna de nosotras se imaginó que iba a ser tan grande la respuesta y que se iba a producir en tan poco tiempo. Comenzamos mandando mails y de pronto nos vimos desbordadas por la cantidad de gente que quiere participar. Eso nos parece buenísimo y es un impulso para seguir con la propuesta en los próximos años. La respuesta fue inmediata también de parte de las panelistas. Todas las que contactamos nos dijeron que sí y las que no participaron es porque tenían un viaje u otro compromiso previo. A modo de anécdota resulta gracioso que una panelista que fue convocada porque nos pareció una referente, nos quería mandar la copia del pasaje para que viéramos que realmente no iba a estar en el país en la fecha de la feria. Las panelistas, personas reconocidas en sus ámbitos, mostraron una humildad y una disposición que a nosotras nos llena el alma.

RJ: –Nos desbordó de alegría darnos cuenta de que está pasando lo que buscamos que pasara: la conexión, que los que trabajan en una misma temática se conozcan. Generamos un circuito de comunicación que no se acabará con la feria.

–¿Por qué eligieron el espacio Santos ?

JM: –Por varias razones. Nosotras militamos en Chacarita donde está Santos. También nos gustó el público al que apunta. Hay allí varias obras teatrales con temáticas relacionadas con el feminismo, por lo que nos pareció que tiene un perfil adecuado. Y es un espacio amable.

MG: –Además, el lugar geográfico nos ayuda muchísimo porque si bien la feria es libre y gratuita, si uno organiza algo con esas características en un lugar al que es muy difícil acceder, eso impide que sea lo más masivo posible y que llegue quien nunca tuvo un contacto con material feminista. Aquí tenemos a una cuadra la estación de subte, tenemos una estación de tren a una cuadra y media, y otra línea de tren a tres cuadras, por lo que no va a haber una imposibilidad en el transporte para aquel que quiera ir. Incluso desde la provincia de Buenos Aires van a poder llegar de una forma accesible y económica.

ACB: –Además, desde el primer momento Santos se prendió con la idea. Esta es una época muy difícil para conseguir un lugar tan convocante como este. A nosotros no nos banca nadie, hacemos todo a pulmón y ellos han estado muy presentes en este sentido. Además, allí se hizo dos veces la Feria de Editores Independientes, por lo que los feriantes tenían el lugar muy presente.

–¿Qué expectativas tienen?

María Justo: –Demasiadas. Estamos un poco asustadas porque creemos que va a venir muchísima gente. Nos guiamos por las repuestas en las redes sociales, por los medios que nos piden notas y por lo que nos dice también la gente de Santo, que tiene experiencia en este tipo de cosas.

MG: –Incluso nos llegaron al WhatsApp invitaciones a la feria de gente que no sabía que la organizábamos nosotras. Nos llegaron invitaciones que por un lado nos daban un gran orgullo

–Las reivindicaciones femeninas son de larga data. ¿Qué creen que produjo la explosión a la que asistimos en este momento?

MP: –Al activismo que logra que el feminismo atraviese todos lo sectores y al empoderamiento de las mujeres que hace que sea un fenómeno que no se puede ignorar.

MG: –Hay toda una historia del feminismo que lleva más de un siglo y que no puede reducirse a eventos particulares. Pero en nuestro país tuvimos a las primeras sufragistas, a las Madres y Abuelas peleando a partir del rol de la maternidad que es un rol que se ha problematizado mucho. Esa semillita que se sembró un día, floreció y ya no se puede parar. Creo que la definición del feminismo es múltiple, porque no todas pensamos lo mismo, pero una vez que se comienza a ver cuáles son las desigualdades que sufrimos en relación con los varones, es imposible volver atrás. Por eso cada vez se dan debates más profundos, debates que ni siquiera están saldados dentro de nuestro propio colectivo. Eso hace que pibas de 15 o 16 años estén en una vigilia por el derecho al aborto.

MG: –El fenómeno es multicausal, pero creo que el feminismo o los feminismos antes estaban reducidos al ámbito académico. Ahora, debido a diversos fenómenos, entre ellos el de Ni Una Menos ganó popularidad y salió a la calle. «

Participación editorial

La convocatoria a editoriales tuvo tal repercusión que las organizadoras de la Primera Feria del Libro Feminista se vieron obligadas a cerrarla cuando se dieron cuenta de que la cantidad de editoriales sobrepasaba la capacidad de la sala de exposición.

Entre muchas otras, participarán Caja Negra, Modesto Rimba, Adriana Hidalgo, Rosa Icerberg, Milena Caserola, Ediciones Didot, Jironesdemivida, Las Cuarenta, Marea Editorial, Prometeo, Chirimbote, Librería de mujeres Editoras, Iamiqué, Biblos, Eterna Cadencia. La mariposa y la iguana, Ediciones Ciccus, Ediciones Ignotas, Ediciones IPS, Pánico el Pánico, Gerbera Ediciones, Mansalva, Blatt & Ríos, Hekht, y Suerte Maldita.

No todas se dedican a la publicación de libros específicamente feministas, pero hacen otro tipo de aportes.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS