El plan de Trump para Medio Oriente: "histórico" para Israel, “inaceptable” para los palestinos

El proyecto, que prevé la anexión de partes de Cisjordania a Israel, fue muy criticado por la mayoría de los países árabes y Amnistía Internacional porque no tienen en cuenta los derechos del pueblo palestino.

(Foto: AFP)
29 de Enero de 2020

El proyecto de paz estadounidense para Medio Oriente, que prevé el reconocimeinto de ambos estados y la anexión de partes de Cisjordania a Israel, recibió una acogida favorable en Israel, muy hostil en los Territorios palestinos, y muy cauta o circunspecta entre la comunidad internacional.

Junto a su "amigo" el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu, el presidente estadounidense Donald Trump elogió el martes desde la Casa Blanca un proyecto en el que "todos ganan" con una solución de "dos Estados".

Netanyahu celebró el plan como "un día histórico", pero el presidente palestino Mahmud Abas, que ha rechazado en los últimos meses las ofertas de diálogo de Washington,  afirmó que el plan "no pasará".

El plan de la Casa Blanca le daría a Israel soberanía sobre el Valle del Jordán, una gran área estratégica de la Cisjordania ocupada desde 1967 donde el ejército israelí acaba de fortalecer su presencia, y que se convertiría en la frontera oriental de Israel.

"Oportunidad única"

"No, mil veces no", titulaba el miércoles el diario palestino Al-Hayat al-Jadida.

"Quien acepte este plan es un traidor", dijo a la AFP Firas Ladadwa, joven palestino de 23 años, en Ramalá, en Cisjordania.

Según el plan, Jerusalén seguirá siendo "la capital indivisible de Israel", y se propone crear una capital del Estado palestino, en los alrededores de Jerusalén Este. Algo inaceptable, responden los palestinos.

"Es imposible para cualquier niño, árabe o palestino, aceptar que no se tenga Jerusalén" como capital de un Estado palestino, dijo Abas, una posición que comparte el Hamas, el movimiento islamista que controla la Franja de Gaza, enclave geográficamente separado de Cisjordania.

"Velada histórica" titulaba por su lado el comentarista político  Nahum Barnea en su editorial en el diario israeli Yediot Aharonot. "El plan que lleva el nombre de Trump cierra un capítulo de la historia del conflicto israelo-palestino, y abre uno nuevo".

"La historia ha tocado a nuestra puerta anoche y nos ha dado la oportunidad única de aplicar la ley israelí en todas las colonias en Judea y Samaria (nombre que las autoridades israelíes dan a Cisjordania) y en el Valle del Jordán" se congratuló el miércoles el ministro de Defensa Naftali Bennett.

Pero entre los colonos israelíes, la satisfacción generada por la anexión de las colonias queda empañada por la mención de un Estado palestino.

"No dejaremos que se amenace la seguridad de las localidades en  Judea y Samaria" afirmó Yisrael Gantz, uno de los responsables de las colonias en el sector de Ramalá.

...
(Foto: AFP)

Trump dijo que le futuro Estado palestino sólo nacerá bajo ciertas condiciones, entre ellas "el claro rechazo al terrorismo".

La Casa Blanca detalló que el plan propone un estado palestino "desmilitarizado", con fronteras muy alejadas de lo que aspiran los palestinos, a saber la totalidad de los Territorios ocupados por Israel en 1967.

"Absolutamente inaceptable"

Le plan de Trump fue recibido de forma más bien circunspecta en el extranjero, o abiertamente crítica.

El presidente turco Recep Tayyip Erdogan calificó este miércoles de "absolutamente inaceptable" el plan estadounidense.

"Jerusalén es sagrada para los musulmanes. El plan que quiere entregar Jerusalén a Israel es absolutamente inaceptable", declaró Erdogan.

La Liga Árabe lo consideró una "violación" de los derechos de los palestinos.

El martes, la ONU había reiterado su apoyo a que los dos estados, Israel y Palestina, "convivan (...) dentro de las fronteras reconocidas, en base a las líneas definidas en 1967".

Jordania también apoyó las fronteras de 1967 mientras que Egipto --que igual que Jordania firmó un acuerdo de paz con Israel-- adoptó una posición prudente, instando a las dos partes a un "examen atento" del plan.

Arabia Saudita dijo que "aprecia" los esfuerzos de Trump e instó a negociaciones directas entre israelíes y palestinos, mientras que Irán lo consideró "la traición del siglo".

Francia insistió el miércoles en la necesidad de una solución con dos estados que respete el derecho internacional

Este mismo miércoles, están previstas manifestaciones en los Territorios palestinos contra el plan de Trump, que podría avivar un conflicto israelo-palestino, apartado del primer plano en los últimos años por la primavera árabe, la guerra en Siria y la crisis con Irán.

También Aminstía Internacional se pronunció sobre el plan de Trump y declaró que el viola el derecho internacional y busca perpetuar la situación en que los palestinos están privados de los derechos básicos.

“Cientos de miles de refugiados palestinos están atrapados en campamentos, más de 70 años después de que ellos, sus padres o abuelos fueron obligados a abandonar sus hogares. Esta propuesta ignora los derechos de los refugiados bajo el derecho internacional y las décadas de sufrimiento", declaró el director del Programa de Amnistía Internacional para Oriente Medio y Norte de África, Philip Luther.

“Una paz justa y sostenible requiere un plan que priorice los derechos humanos de palestinos e israelíes, y debe incluir justicia y reparación para las víctimas de crímenes de guerra y otras violaciones graves”, sostuvo.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS