El rechazo suma voluntades y se siente ganador

Rozas y Blas adelantaron su voto negativo. Caserio insiste con su proyecto con modificaciones.

31 de Julio de 2018

El rechazo al proyecto del aborto legal sumó una senadora más este martes por la tarde. La presidenta de la Banca de la Mujer, Inés Blas, del Bloque Justicialista, anunció su voto en contra. Ya se había pronunciado este martes el chaqueño Ángel Rozas y el santafesino Carlos Reutemann. A favor, se sumó el neuquino Guillermo Pereyra. De esta manera, una cuenta inestable da 35 en contra a 27 a favor, a los que se sumarían los cordobeses que están a favor, pero con modificaciones.

Tiempo Argentino accedió al texto que propuso el cordobés Carlos Caserio, acompañado de los oficialistas Laura Rodríguez Machado, Ernesto Martínez. Caserio se mostraba inflexible ante la posibilidad de dar marcha atrás con los cambios y esperaba una reunión de bloque. “Los que están por el sí, saben que nos necesitan”, sostuvo en diálogo con este medio.

Uno de los cambios propuestos elimina la penalización del efector de salud que se niegue a realizar la interrupción de un embarazo solicitado por una mujer. “Ningún profesional interviniente que haya obrado de acuerdo con las disposiciones de la presente ley está sujeto a responsabilidad civil, penal o administrativa derivada de su cumplimiento, sin perjuicio de los casos de imprudencia, negligencia e impericia en su profesión o arte de curar o inobservancia de los reglamentos y/o apartamiento de la normativa legal aplicable”, propone el dictamen de minoría que hasta el martes por la tarde no fue presentado.

También proponen la “objeción de conciencia institucional”, que no contempla la redacción del proyecto original. “Las instituciones prestadoras de salud de sostenimiento exclusivamente privados cuyos estatutos incluyan la oposición de practicar la interrupción voluntaria de embarazo podrán negarse a realizar tal procedimiento con fundamento en objeción de ideario institucional”, dice el texto.

En tanto, el senador salteño Rodolfo Urtubey, que había adelantado su voto en contra, ahora señaló que podría oponerse a la negativa con una cuarta posición que contemple la despenalización pero no la legalización, lo que dividiría el voto en contra.

Por lo pronto, las negociaciones seguían este martes y hasta el miércoles a las 14 cuando comenzará el plenario de comisiones para firmar dictamen, no habrá nada firme.  

Por lo pronto, en la última jornada de expositores, la senadora radical Olga Brizuela y Doria se cruzó con la escritora Claudia Piñeiro. “Yo soy radical, un partido progresista y revolucionario”, dijo la legisladora a la esposa del jurista radical Ricardo Gil Lavedra, quien llamó a dirigentes de su partido durante la votación en Diputados para que voten a favor. “¿Van a prohibir el perejil, las perchas?”, ironizó la escritora.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS