Explosión y muerte en el subte de San Petersburgo: Putin no descarta que sea un atentado

El estallido provocó nueve muertos y medio centenar de heridos. Coincidió con la visita del presidente a esa ciudad.
3 de Abril de 2017

San Petersburgo, Rusia

Nueves personas murieron y unas 50 resultaron heridas este lunes en una explosión en el subterráneo de San Petersburgo (noroeste de Rusia), confirmaron fuentes del ministerio de Situaciones de emergencia ruso a la agencia Interfax. "La explosión se produjo en uno de los vagones. Hay víctimas", había indicado inicialmente una fuente de las fuerzas de seguridad a la agencia pública Ria Novosti.

El presidente ruso Vladimir Putin, quien se encontraba en San Petersburgo para participar en una rueda de prensa, fue informado de la situación, según el portavoz del Kremlin citado por la agencia Tass, y presentó "sus condolencias" por las víctimas en una corta intervención televisada. Al mismo tiempo, el mandatario señaló que todas las hipótesis están abiertas sobre lo que ocurrió en el subte, incluso la posibilidad de que se trate de un atentado terrorista.

Según la información disponible, se produjeron dos explosiones en la estación Sennaya Ploschadel, del subte de San Petersburgo, la segunda ciudad más grande de Rusia y antigua capital imperial. El estallido, que coincidió con la visita de Putin, se produjo a las 14:40 hora local (8:40 de Argentina) en la céntrica estación que combina varias líneas de la extensa red de ferrocarriles subterráneos de la ciudad-puerto del Báltico.

Minutos después de conocer la noticia, el mandatario señaló que aún es muy temprano para determinar las causas del estallido y que las autoridades investigan "todas las posibles causas, incluyendo la del terrorismo", señaló la agencia de noticias Sputnik.

El servicio de prensa del ferrocarril metropolitano informó que después de la explosión fueron cerradas siete estaciones del subte: Park Pobedy, Elektrosila, Moskovskiye Vorota, Frunzenskaya, Tekhnologichesky Institut, Sennaya Ploshchad y Gostiny Dvor.

Los pasajeros fueron evacuados.

Previamente se habían recibido informes sobre objetos no identificados, pero los registros no habían dado resultado positivo en ningún caso. La red de subtes de Moscú anunció que también está imponiendo medidas extra de seguridad después de la explosión en San Petersburgo.

Investigadores han acudido al lugar para analizar los primeros elementos, anunció la fiscalía de San Petersburgo en un comunicado. Las primeras imágenes divulgadas por las redes sociales y en las televisiones rusas muestran un vagón de metro con daños provocados por una explosión, y a numerosos viajeros intentando sacar a las víctimas de entre los restos.

Putin expresó, dijo, "mi más sincera compasión a los familiares de los muertos y heridos". Aseguró que las autoridades municipales y federales adoptarán las medidas necesarias para brindar apoyo a las familias de los muertos y heridos. Putin ya abordó lo ocurrido con los servicios de seguridad y el director del FSB ruso.

"El metro de Moscú toma medidas adicionales de seguridad en el marco de la ley federal sobre la seguridad en el transporte de la Federación Rusa", dijo a su turno el comunicado del metro publicado en Twitter.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS