Feria del Libro Antiguo

Décima edición de un encuentro que reúne bibliófilos, libreros, coleccionistas y un público muy amplio.
10 de Noviembre de 2016

Pese a los apocalípticos anuncios de la muerte del libro de soporte papel, los fanáticos de las páginas que se ponen amarillas y que suelen atesorar recuerdos entre ellas, desde hace diez años tienen su propia feria. Hoy, en efecto, se inaugura la décima edición de la Feria del Libro Antiguo. Está organizada por la Asociación de Libreros Anticuarios de la Argentina (ALADA), institución que fundaron un grupo de destacados libreros a mediados del siglo pasado y que agrupa hoy a más de cuarenta libreros especializados y anticuarios.

Este año la feria tiene una novedad importante: su cambio de sede al Centro Cultural Kirchner (CCK). Las ferias anteriores se han llevado a cabo en el Museo Larreta, el Palais de Glace, el Museo Fernández Blanco, en el Salón Alfredo Bravo del Ministerio de Educación, en La Abadía Centro de Estudios Latinoamericanos, más una en el Paseo del Buen Pastor, en la Ciudad de Córdoba.

La característica distintiva de este encuentro que se repite anualmente desde hace una década es que le permite a un público amplio no necesariamente ligado al libro antiguo acceder a volúmenes curiosos de épocas pasadas. Es, además, un punto de reunión de profesionales del país y del extranjero, coleccionistas, bibliófilos, libreros y gente de diversos ámbitos que siente pasión por este tipo de reliquias que el libro electrónico aún no ha logrado desplazar.

¿Qué se puede encontrar en esta feria? Por supuesto libros que abarcan un amplio período que va del siglo XV hasta volúmenes de las vanguardias artísticas y literarias de principios del siglo XX. Pero esto no es lo único, además podrán apreciarse y adquirirse otro tipo de piezas valiosas en soporte papel: grabados, mapas, fotografías antiguas y afiches entre otras.

Alberto Casares es dueño de la tradicional Librería Casares de Libros Antiguos y Modernos, ubicada en Suipacha al 400, por la que han pasado escritores como Jorge Luis Borges y Adolfo Bioy Casares. Es, además, uno de los organizadores de la feria desde sus comienzos. “El objetivo de este encuentro–le dice a Tiempo Argentino- es acercar al público al mundo del libro antiguo. Por eso, es una feria abierta que no sólo reúne profesionales o personas ligadas a ese mundo, sino a todo tipo de público” A la pregunta si luego de una década considera que ese objetivo se ha logrado, responde: “Sí, creo que se ha logrado. La feria es visitada por mucha gente joven que quizá no se hubiera acercado de otro modo al libro antiguo. Y esto se replica en las librerías de anticuario.” Respecto de los rangos de precios informó que no se puede decir mucho porque es amplísimo y depende de diversos factores. Afirma que la gente a la que le gustan los libros antiguos conoce aproximadamente cuál es el valor de un ejemplar determinado, pero que no se puede hablar en general. Por ejemplo en una fotografía –explicó- el precio depende no sólo de su antigüedad, sino también de si su autor es famoso o si lo es el personaje retratado.

Además de Casares participarán Anticuaria "Poema 20”, Aquilanti & Fernández Blanco, Galería Mar Dulce, Helena de Buenos Aires, Hilario, La Librería de Ávila, Librería El Escondite, Libros La Teatral, Los Siete Pilares, Martín Casares, Libros y Arte, Rayo Rojo, The Antique Book Shop,The Book Cellar & Henschel y Víctor Aizenman.

Entre las perlitas que este año encontrará el lector, se destacan una segunda edición, de 1851, de Vida de Facundo Quiroga, de Sarmiento; una edición rústica original, de 1923, de Fervor de Buenos Aires, de Borges; y un ejemplar único manuscrito e ilustrado con seis témperas de El aparecido, de Rafael Alberti, poema inédito. Además, en conmemoración de los 100 años de la creación del movimiento dadaísta podrá verse un ejemplar prístino de la rarísima “Anthologie Dada”, correspondiente al número 4-5 de la revista “Dada” dirigida por Tristan Tzara, publicada en Zúrich en 1919, con ilustraciones originales de Arp, Picabia, Janco, Richter y Haussmann, y textos de Breton, Picabia, Tzara, Soupault, Cocteau, Aragon, Albert-Birot y otros.

Todos estos tesoros bibliográfico podrán verse en el CCK desde hoy hasta el domingo de 14 a 20, con entrada libre y gratuita en el CCK, Sarmiento 151, CABA

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS