Gas: maniobra del Gobierno para esconder el tarifazo antes de las elecciones

Cobrará la mitad de las tarifas invernales. La otra mitad se pagará a fin de año.
24 de Agosto de 2017

Con las elecciones de octubre en la cabeza, el Gobierno realizó una extraña maniobra para que los meses de mayor consumo de gas no tengan un fuerte impacto en las tarifas que se van a pagar en la previa de los comicios. Cobrará el 50% de las facturas que se emitan hasta el 31 de octubre. Luego, cobrará el otro 50%, en dos cuotas, junto con las facturas correspondientes a noviembre y diciembre.

Si bien estas facturas no alcanzarán al aumento previsto para octubre, sí tienen contempladas las tarifas de junio, julio y agosto, temporada en la que se registran los montos más altos. La carta enviada al Enargas por el ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, expresa que esta medida se toma “considerando la incidencia de los mayores consumos de gas característicos del período invernal en la facturación del servicio y su efecto en la economía de los hogares”. No menciona las elecciones de octubre. Cabe destacar que el año pasado no se tomó medida semejante.

La misiva, publicada por el portal web de El Destape, pide que las productoras, transportadoras y distribuidoras “contemplen en las facturas que se emitan a partir del 25 de agosto de 2017 y hasta el 31 de octubre de 2017 para usuarios residenciales, un diferimento de pago del cincuenta por ciento (50%) del monto total de la liquidación correspondiente al período de facturación, sin aplicación de intereses”. Al mismo tiempo, avisó que “los montos objeto del diferimento deberán ser incluidos en la primera factura que se emita con posterioridad al 31 de octubre de 2017 y deberá contemplar la posibilidad de ser pagado en dos cuotas mensuales iguales y consecutivas”.

Finalmente, aclaró que “de verificarse una afectación financiera” a estas empresas, la misma “será evaluada y asumida por el Estado Nacional, a cuyos efectos se realizarán las gestiones presupuestarias que correspondan”. Es decir, que el Gobierno se hará cargo de las posibles pérdidas que esto genere a las empresas.

El documento especifica que "esta medida no alcanzará a los usuarios beneficiarios de la tarifa social federal", así como tampoco a aquellos que mantengan "consumo cero" durante el período de facturación.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS