La Bancaria apoya a Heller y al Credicoop ante la campaña sucia de sectores económicos concentrados

El gremio tomó posición en contra de las sociedades rurales de varias ciudades del interior del país que solicitaron a sus productores que cierren las cuentas en la entidad que preside el diputado, en represalia por el impuesto a las grandes fortunas que promueve junto a Máximo Kirchner. Cooperativas también sumaron su apoyo. 

(Foto: Archivo Tiempo Argentino)
6 de octubre de 2020

La conducción de la Asociación Bancaria (AB) y el plenario de secretarios generales del gremio repudiaron hoy "la campaña golpista, antisocial y antinacional" contra el Banco Credicoop y el diputado del Frente de Todos, Carlos Heller, a partir de "su posición sobre el necesario impuesto a las grandes fortunas", informó esta tarde el sindicato. A la vez, la Confederación Cooperativa de la República Argentina (Cooperar) también repudió las agresiones y expresó "su solidaridad con los dirigentes, el personal y los asociados de esa emblemática entidad integrante del movimiento cooperativo argentino". 

La organización sindical repudió a entidades rurales que propusieron el cierre de cuentas en esa entidad como expresión de "rechazo y descontento" con el proyecto de impuesto a las grandes fortunas que impulsa Heller.

Los secretarios general y de Prensa de la AB, Sergio Palazzo y Eduardo Berrozpe, repudiaron en representación del sindicato esa "campaña" contra Heller, originada en "su posición sobre el necesario impuesto a las grandes fortunas", y también en perjuicio de la entidad cooperativa Credicoop, "una fuente de empleo para miles de trabajadores", remarcaron.

"Las actitudes golpistas y antidemocráticas son promovidas desde el poder económico por el solo hecho de confrontar con el egoísmo de los muy ricos, quienes se niegan a asumir su responsabilidad social en el contexto de una emergencia sin precedentes", afirmaron. Los dirigentes explicaron que Credicoop, una entidad cooperativa con impronta de servicio público a la que se asocian sus usuarios, tiene "el 50% de las sucursales en áreas agrícola-ganaderas", y señalaron que en "un 30% de ellas comparte presencia con la banca pública, y solo un 14% está en el área metropolitana Buenos Aires".

Las sociedades rurales y de productores de varias ciudades del interior del país solicitaron a sus integrantes que cierren las cuentas en el Credicoop para rechazar el impuesto. Heller es titular de esa entidad cooperativa y presidente de la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados, y es uno de los principales impulsores de la iniciativa del oficialismo.

En tanto, Conarcoop también sumó su rechazo en un comunicado. "Invitamos a un diálogo reflexivo, donde primen los argumentos, el respeto por las formas democráticas y el cuidado de las cooperativas, entidades que la sociedad civil ha organizado en forma autónoma para responder solidariamente a sus necesidades", señalan. 

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

Tiempo Audiovisual