La Iglesia ve al conflicto docente "como de difícil salida"

Tras un nuevo fracaso en las negociaciones de los docentes bonaerenses con las autoridades, el titular de la Comisión de Pastoral Social, monseñor Jorge Lozano, pidió que se pueda "encontrar una solución lo más pronto posible". Tres gremios acataron la conciliación obligatoria dispuesta por el Ministerio de Trabajo bonaerense y en cambio los más representativos anunciaron más días de paro.
11 de Marzo de 2017

Tras un nuevo fracaso en las negociaciones de los docentes bonaerenses con las autoridades de la provincia, el titular de la Comisión de Pastoral Social, monseñor Jorge Lozano, dijo este sábado que ve el conflicto "como de difícil salida" y pidió que se pueda "encontrar una solución lo más pronto posible".

Al mismo tiempo, tres gremios docentes provinciales acataron la conciliación obligatoria dispuesta el viernes por el Ministerio de Trabajo bonaerense y en cambio los más representativos, encabezados por Suteba, anunciaron más días de paro a partir de la semana que viene.

A su vez, el gobierno nacional, a través del jefe de Gabinete Marcos Peña, acusó a los sindicalistas docentes de llevar adelante una "especulación político-electoral".

Monseñor Lozano se mostró esperanzado en que las partes puedan "encontrar alguna solución" en "forma conjunta y lo más pronto posible". El obispo reconoció, a radio Continental, que al conflicto salarial "lo veo como de difícil salida pero me parece que hay voluntad -de toda la sociedad sin duda, y de parte de quienes están en las negociaciones- de encontrar alguna solución".

El prelado confesó que le "da pena porque estos conflictos suelen manifestarse en torno al inicio de la actividad académica cuando hemos tenido varios meses que se podrían haber aprovechado para avanzar en las negociaciones

Desde el gobierno bonaerense, ante el fracaso de la reunión pactada para las 11 de este sábado, el ministro de Economía bonaerense, Hernán Lacunza, explicó al término de la reunión que "hay tres gremios que acatan la conciliación obligatoria". Lo dijo acompañado por su par de Trabajo, Marcelo Villegas, y por el director general de Cultura y Educación, Alejandro Finocchiaro, en el Ministerio de Economía provincial.

Los funcionarios se reunieron con representantes de los gremios Soeme (Sindicato de Obreros y Empleados de Minoridad y Educación), UPCN (Unión del Personal Civil de la Nación) y AMET (Asociación del Magisterio de Enseñanza Técnica), en un encuentro del que no participaron otros cinco gremios, entre ellos los más representativos del sector, como Suteba, FEB y Udocba, que confirmaron que reanudarán el paro este lunes y, después, adherirán a las medidas de fuerza convocadas para los días 15, 16, 21 y 22 de este mes a nivel nacional por Ctera.

Roberto Baradel, secretario general del Suteba, dijo a TN que la no participación en el encuentro, que estaba convocado para las 11, se debió a que previamente fracasó una reunión técnica que los sindicatos habían pedido para que en el Ministerio de Trabajo provincial se levantara la conciliación obligatoria.

María Laura Torre, secretaria gremial del Suteba, dijo a Télam que se suspendió "la reunión de comité técnico salarial de las 9 horas, pedida ayer por los sindicatos, porque el gobierno provincial la transformó en una audiencia de conciliación que no está en vigencia por fallo de la Justicia".

"El paro del lunes, bajo conciliación obligatoria, será ilegal", dijo Lacunza, quien destacó que continuarán trabajando "con estos tres gremios para llegar a un acuerdo lo antes posible".
El ministro de Economía provincial lamentó "que los otros cinco (gremios) no hayan venido", pero destacó que seguirán negociando, pero "reasignando recursos que estaban destinados a salud, a hospitales, para poner a los chicos en las aulas".

Finocchiaro les pidió a los docentes que "el lunes trabajen" y destacó que la semana pasada, a pesar de las medidas de fuerza, "más de la mitad de los docentes de la provincia" trabajaron.
"Nos da la impresión de que nunca van a aceptar porque hay intencionalidad política", recriminó el funcionario tras la reunión con los gremios que acataron la conciliación, y agregó que los sindicatos "armaron un grupo de kirchnerismo radicalizado" para "golpear al gobierno de (Mauricio) Macri y al de (María Eugenia) Vidal". Además, recordó que van a "descontar todos los días de paro".

Antes de la reunión con los gremios, Lacunza había afirmado, en declaraciones a La Red, que "lo subterráneo del conflicto es una posición político-partidaria para erosionar un gobierno, tanto nacional como provincial".

A la polémica se sumó el juez platense Luis Arias, quien dijo a través de su perfil de Facebook: "Para que no queden dudas, la Cámara en lo Contencioso Administrativo de La Plata, no 'revocó' mi fallo acerca de la conciliación obligatoria, sino que, en un trámite inaudito y fuera de todo marco procesal, 'suspendió' la medida sin expedirse al respecto".

Un fallo de la Cámara de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo hizo lugar al recurso que la administración bonaerense presentó contra el dictamen de primera instancia del juez Luis Arias, que había anulado la conciliación dispuesta por la cartera laboral el viernes pasado.

También el arzobispo de La Plata -la ciudad donde se disputa el conflicto-, monseñor Héctor Aguer, cuestionó "la pasividad de las familias,que tendrían que manifestarse para exigir a los gremialistas" que se inicien las clases, según dijo en su programa semanal en Canal 9.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS