La ultraderecha pierde a su copresidenta, Frauke Petry

Angela Merkel negocia una coalición que le permita gobernar sin los neonazis de AfD, que ahora muestra fisuras internas.
26 de Septiembre de 2017

La copresidenta del partido ultraderechista Alternativa para Alemania (AfD), Frauke Petry, anunció que abandonará la formación, la tercera fuerza más votada en las elecciones del domingo, ante lo que muchos analistas interpretan como el recrudecimiento de las divisiones internas de la agrupación.

"Está claro que este paso llegará", declaró la política conservadora en la ciudad alemana de Dresde, en el Land (estado) de Sajonia (este), informó la agencia de noticias DPA.

En Sajonia, AfD ganó las elecciones con un 27% de los votos.

Tras las elecciones legislativas alemanas del domingo, marcadas por una frágil victoria del partido conservador de Angela Merkel y la emergencia de la extrema derecha, los partidos políticos de Alemania buscan una mayoría para formar gobierno.

La conservadora CDU de la canciller alemana y su aliado bávaro CSU han citado a su grupo parlamentario, tras la victoria del domingo (33%), la más débil en casi 70 años, y ocho puntos por debajo de lo obtenido en 2013.

También se reúnen los diputados del AfD, el partido de extrema derecha antiislamista y antimigración, que ocupó un histórico tercer lugar (12,6% de votos, detrás de los socialdemócratas, con 20,5%), y entra por primera vez desde el final el fin de la II Guerra Mundial en el Bundestag, la cámara baja.

Tras su frágil victoria, la familia política de Merkel no tendrá una reunión fácil. En la CSU y entre los más conservadores de CDU se considera que el rumbo demasiado centrista de la canciller provocó una hemorragia de votos, cerca de un millón, hacia AfD,.

Petry, por su parte, no anunció la fecha exacta de cuándo se marchará, pero su salida era más que previsible después de que, este lunes, anunciara que no formaría parte de la bancada de AfD en el Parlamento alemán.

Con este anuncio, Petry cumple con la exigencia de Alice Weidel, que encabezó la lista del domingo, de que renuncie a su cargo de presidenta en la formación y abandonase el partido.

"No voy a formar parte de la bancada de AfD en este Bundestag (cámara baja del Parlamento) pero pueden estar seguros de que voy a seguir siendo activa políticamente. Mi intención es lograr en 2021 un cambio en este país y voy a hacer todo lo posible para que así sea", explicó Petry ayer.

La salida de Petry, la cara más visible de la formación durante los pasados dos años, hizo pública la existencia de dos facciones enfrentadas en AfD.

Una de las fracciones la encabeza Petry, y la otra la alianza del ultraconservador Alexander Gauland y la neoliberal doctorada en Economía Alice Weidel, ex economista de Goldman Sachs.

AfD se impuso en los sectores más golpeados por la crisis industrial y en el pauperizado Este del país, donde Petry obtuvo su banca.

Los primeros análisis postelectorales estiman que recogió al menos medio millón de votos desencantados con el partido que más perdió en los comicios, el socialdemócrata SPD.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS