Liberaron al diputado Fagioli después de diez horas detenido ilegalmente en Bolivia

Autoridades diplomáticas y representantes de la ONU y OEA intervinieron para la liberación del diputado argentino. "En un momento sospeché que me querían secuestrar, porque intentaron subirme a una camioneta no oficial en el aeropuerto de La Paz”, afirmó Fagioli, luego de su liberación. 

(Foto: Gentileza)
17 de octubre de 2020

El diputado del Frente de Todos Federico Fagioli, fue liberado luego de permanecer más de 10 horas detenido “ilegalmente” en Bolivia, gracias a la intermediación de autoridades diplomáticas y de representantes de la ONU y de la OEA. 

Así lo informó su par Leonardo Grosso, quien integra –junto a Fagioli- la comitiva que viajó anoche a ese país para participar como veedores internacionales de las elecciones que se desarrollan este domingo.

“Fuimos invitados por el Senado de Bolivia y estábamos autorizados a viajar. Tenemos además la autorización del Tribunal Superior Electoral de Bolivia para ser veedores en las elecciones y no hubo problemas para entrar al Aeropuerto Internacional de Cochabamba, donde nos recibió Migraciones. Luego, hicimos un vuelo interno desde ahí hacia La Paz”, explicó Grosso en diálogo con Télam.

El diputado nacional Federico Fagioli (Frente de Todos) dijo desde la capital boliviana que el Gobierno de facto de ese país “pudo haber intentado” secuestrarlo, pero que ello no se concretó “gracias a la presión internacional y al personal de la embajada argentina”, cuando llegó el viernes por la noche a La Paz como miembro de una delegación de veedores de las elecciones generales del domingo.

También podés leer: "Detuvieron ilegalmente a un diputado argentino en Bolivia"

“El gobierno de facto no me quiso dejar entrar a Bolivia a pesar de formar parte de una delegación argentina de legisladores invitada para presenciar las elecciones de mañana, y en un momento sospeché que me querían secuestrar, porque intentaron subirme a una camioneta no oficial en el aeropuerto de La Paz”, afirmó Fagioli en diálogo con Radio Nacional.

El legislador relató: “Habíamos entrado perfectamente al país por Cochabamba, sin problemas, y luego tomamos una conexión aérea a La Paz, y allí se complicó todo conmigo, porque no querían que me quede, me querían expulsar y que firmara un papel donde me hacía responsable de haber cometido delitos de lesa humanidad, una locura”.

En esa línea, Fagioli -en diálogo desde la Embajada Argentina en La Paz- agregó que “básicamente ellos alegaban que yo había estado en noviembre pasado en Bolivia y que había cometido delitos de lesa humanidad, pero lo cierto es que vine con una comisión de paz que llegó para hacer entrevistas con la gente y organizaciones de derechos humanos para hacer un informe de la situación”.

En ese marco, el diputado nacional contó que “en un momento nos llevaron hacia afuera del aeropuerto con la intención de meternos en una camioneta roja no oficial, junto con un funcionario de nuestra embajada, Luca De María, que nunca me abandonó y que sufrió agresiones, y allí pensé que me querían secuestrar, porque trajeron mucha fuerza policial que amenazaba y atropellaba constantemente”.

Finalmente, Fagioli relató que “gracias a los esfuerzos de nuestros diplomáticos y de la presión internacional, me dejaron entrar al país, sin firmar ese papel lamentable, y fuimos a la Embajada Argentina, donde estamos ahora”.

Fagioli adelantó que en el curso de la mañana los miembros de la delegación argentina tendrán “una reunión para evaluar todo lo sucedido, incluso en contacto con nuestra Cancillería, y ver cómo seguimos aquí nuestra tarea, si nos quedamos o nos vamos”.

Por su parte, la Defensoría del Pueblo de Bolivia condenó las acciones de Migraciones y de la Policía boliviana.

“Denunciamos que la Dirección General de Migración y la Policía utilizan de forma desproporcional, ilegal e irregular una norma general no aplicable al ciudadano Federico Fagioli, sin respetar procedimientos internos”, indicó el organismo en un comunicado.

De acuerdo a las imágenes subidas a redes sociales, Migración mostró un acta de prohibición de ingreso contra “condenados por delitos de lesa humanidad, trata y tráfico de personas y tráfico de armas”.

“Exigimos respeto a los Derechos Humanos y al marco de la legalidad, también medidas disciplinarias contra los autores, así como identificar la responsabilidad de la autoridad que ha ordenado estas violaciones”, concluyó.










“Exigimos respeto a los Derechos Humanos y al marco de la legalidad, también medidas disciplinarias contra los autores, así como identificar la responsabilidad de la autoridad que ha ordenado estas violaciones”, concluyó.










Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

Tiempo Audiovisual