Masivo abrazo a Canal 7 contra las declaraciones de Lombardi

Los trabajadores de la emisora junto a distintos sindicatos y referentes de derechos humanos criticaron el ataque a la histórica emisora pública.
24 de Enero de 2018

En medio de la campaña de desprestigio que inició el titular del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos Hernán Lombardi contra Canal 7, trabajadores de la emisora junto a organizaciones políticas y referentes de derechos humanos realizaron un masivo abrazo al histórico edificio de Recoleta. De esta manera, enfrentan la embestida contra el carácter público del canal y el recorte a los contenidos, que, según evalúan, puede servir de excusa para eliminar puestos de trabajo.

La gestión de Lombardi comenzó el 2018 con 16 nuevos despidos en Radio Nacional –que se sumaron a los cientos de fin de año en la Televisión Digital Abierta y el Enacom– y un plan de ajuste que impuso a los trabajadores una paritaria de 0%, retiros voluntarios y achiques de horas extras. Ya desde mediados de enero, el canal no cuenta con los habituales noticieros. Es por eso que los trabajadores y trabajadoras se preparan para la defensa de los contenidos y de los puestos de trabajo.

En medio de un agobiante calor, las madres de Plaza de Mayo Nora Cortiñas, Taty Almeida junto a Lita Boitano de Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas, se pararon frente a los micrófonos para explicar la necesidad de la existencia de una televisión pública. Las acompañaban María del Carmen Verdú, de la Correpi, y José Schulman de la Liga Argentina por los Derechos del Hombre. 

También participaron trabajadores de medios públicos y privados, y sus respectivos sindicatos como el Sipreba, el SAT y la Asociación de Personal Jerárquico del canal, en momentos en que el gremio de prensa atraviesa situaciones de despidos masivos, precarización e intentos de paralización de las paritarias. 

Agustín Lecchi, integrante de la comisión interna del SiPreBa, sostuvo en diálogo con Tiempo: “No queremos el conflicto, queremos trabajar como lo hacemos todos los días, pero el problema comenzó cuando la gestión de Hernán Lombardi encabezó una campaña contra los trabajadores del a TV Pública. Atacando nuestros derechos busca atacar el carácter público de la televisión, al gobierno nacional no le interesa tener una pantalla donde estén verdaderamente todas las voces, es lo que siempre intentamos llevar en todas las gestiones”.

“El ministro, entre todas las mentiras que dijo, sostuvo que aumento 70% la planta, lo cual es falso. A la vez nos redujo a la mitad nuestro trabajo, esa ecuación da que la semana que viene van a salir a decir que sobra gente, así que ésta también es una pelea por los puestos de trabajo”, explicó el delegado.

En tanto, Nora Cortiñas, defendió a los trabajadores de Canal 7 ante la multitud que concurrió al abrazo y aprovechó la oportunidad para criticar la gestión de derechos humanos del gobierno. “Quieren volver a la teoría de los dos demonios. No nos reconciliemos con los genocidas. Les repetimos que no habrá ni perdón ni olvido ni reconciliación”.

“Nos duele lo que pasa con los medios porque nosotras gracias a los medios pudimos difundir el horror que se vivía, perdimos muchos periodistas pero siguieron hablando, cuando dieron un golpe a uno otros se levantaron. Hoy vemos que hacen desastre en todos lados. Vengo del hospital Posadas, una escuela a la que vinieron a estudiar de todos los países hermanos, un hospital que mostró que la salud pública era primordial. Allí despidieron 122 personas, especialistas que no pueden ser reemplazados. Como no van a poder ser reemplazados los que quieran despedir de este canal, quienes pusieron corazón y crecieron juntos para defender la democracia”, dijo y la aplaudieron.

“No nos van a destruir, no van a lograr que bajemos los brazos. Las madres y todos los organismos vamos a estar al lado de todos los trabajadores que están siendo atacados”, concluyó.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS