Milagro Sala, en celda de aislamiento

La dirigente de la organización Tupac Amaru comenzó una huelga de hambre.
14 de agosto de 2016

La dirigente de la organización Tupac Amaru, quien permanece detenida en el penal de mujeres de Alto Comedero, quedó incomunicada y con prohibición de recibir visitas por diez días a partir de una instrucción del gobernador Gerardo Morales, cuyas razones no fueron explicitadas. Como consecuencia de esta medida, la diputada del Parlasur y dirigente social comenzó una huelga de hambre en reclamo de sus derechos y en repudio al accionar arbitrario del mandatario provincial. Ayer, se sumaron a la medida de protesta otras tres integrantes de la Tupac, detenidas en el mismo lugar.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

Tiempo Audiovisual