Once torres de 50 metros para asfixiar el "pulmón verde" de la Comuna 15

Agronomía y La Paternal habían rechazado un estadio y la apertura de calles. Ahora, el larretismo aprobó construcciones en altura.
14 de Abril de 2019

El Pulmón Verde de la Comuna 15 parece haber caído, finalmente, bajo las garras de la especulación inmobiliaria que anima a la gestión de Horacio Rodríguez Larreta. Primero fue la construcción de un estadio en seis hectáreas del club Comunicaciones y la apertura de la calle Zamudio a través de la Facultad de Agronomía de la UBA, proyectos que los vecinos lograron frenar. Ahora, de espaldas a la ciudadanía, el oficialismo porteño aprobó en la Legislatura la construcción de once torres de hasta 16 pisos y 48 metros de altura en el espacio verde llamado "La Isla de Paternal", en los terrenos que durante décadas estuvo ocupado por las ruinas del Albergue Warnes. Con los 34 votos de Vamos Juntos, se modificó la zonificación del predio (delimitado por las calles Constituyentes, Chorroarín y Joaquín Zabala), que de acuerdo a un cambio operado en el Código de Planeamiento Urbano en 1997 iba a destinar siete hectáreas a un gran parque público. Los vecinos de La Paternal y Agronomía ya habían expresado su rechazo al proyecto, pidiendo limitar la altura de las edificaciones a nueve metros y reconsiderar su disposición perimetral, para que el pulmón verde no quedara encerrado entre construcciones de cemento. Nada de esto fue tenido en cuenta por la bancada oficialista. En lugar de un parque, allí se levantarán torres y se abrirán calles, aunque el acceso al parque central –el 40% de la superficie basal será siendo espacio público– será libre. Los edificios incorporarán comercios, servicios, áreas de esparcimientos y estacionamientos subterráneos. El proyecto de Corredor Verde que había aprobado la Junta Comunal de la Comuna 15 (incluidos los comuneros de Vamos Juntos), queda en el olvido. "Lo presentan como una oportunidad de avanzar con mejoras para el barrio, pero el objetivo central del proyecto es mejorar las condiciones del negocio inmobiliario que se va a desarrollar", dijo el legislador Javier Andrade (Unidad Ciudadana). Para su par Roy Cortina (Partido Socialista), las torres de La Isla son "un proyecto de apropiación privada de un espacio público que daña el paisaje urbano y reduce las ventajas ecológicas". «

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

móvil:N