Paro y movilización de los judiciales contra el traspaso

Encabezados por Julio Piumato los judiciales marcharon al Congreso para frenar el pase de fueros a la justicia porteña.

Poco después de las 12 del mediodía la Unión de Empleados Judiciales de la Nación, acompañada por Camioneros y otros gremios de la CGT, rodeó el Congreso en el marco del plan de lucha que incluye un paro por 36 horas contra el traspaso de algunos juzgados de la Justicia nacional a la órbita de la Ciudad de Buenos Aires.

 Si bien tanto el gremio como los jueces ya habían tomado medidas para manifestarse en contra del convenio firmado entre la Ciudad y la Nación, en esta oportunidad la extensión del paro y la movilización expone también el quiebre de la relación del secretario General, Julio Piumato, con la administración macrista.

 El planteo, que tendrá movilización desde el Palacio de Justicia hacia el Congreso, donde -a la par de los magistrados- intentarán un lobby para que los convenios no sean refrendados, tendrá apoyo de otros gremios aliados de la CGT, como Camioneros, lo que permitirá magnificar el poder de convocatoria.

 La comisión directiva del gremio fue recibida por el titular del bloque FpV- PJ, Miguel Ángel Pichetto, quien fue el encargado del pedido expreso de que el convenio no sea ratificado por el Congreso de la Nación.

“Esto busca traspasar la justicia del Trabajo con el fin del flexibilizar”, advirtió Piumato una vez terminado el acto y agregó: “Esta maniobra busca también garantizar impunidad porque quieren traspasar a la justicia porteña juzgados sin jueces ni fiscales para que sean designados por el actual gobierno y esos juzgados sean  los tremas de corrupción de este gobierno”. Además, Piumato  aseguró que el “28 habrá una nueva una jornada de protesta nacional” y ratificó que cuando el tema sea tratado por el Parlamento se volverán a movilizar”.

 En caso que se refrende el acuerdo, se pondrá en marcha la migración de los juzgados vacantes de la Justicia penal ordinaria. Será la primera etapa, que encuentra el epicentro de la resistencia en la Justicia del Trabajo, cuya inclusión en el paquete de traspaso aparece lejana, pero que apunta a resistir ante la denuncia de la supuesta intención oficial de desarticularla.

En ese marco, no solo el sindicalismo fue hasta el Palacio Legislativo a pedir el freno del traspaso. Los jueces también se acercaron al Congreso para reclamar que los legisladores le pongan un freno a la intención del oficialismo. 

En tanto, este miércoles los diputados porteños iniciarán formalmente el debate en torno al convenio entre la Nación y la Ciudad para avanzar en el traspaso.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS