Peña admitió que "el gobierno no está de acuerdo con el control de precios de medicamentos"

En su informe anual al Congreso admitió que prefieren "la libre competencia". La diputada Gaillard criticó la falta de fiscalización en la comercialización.
1 de Junio de 2017

La diputada nacional Carolina Gaillard (FpV-Entre Ríos) cuestionó la falta de política pública de control de precios de medicamentos del gobierno nacional y responsabilizó a la actual gestión de dejar a los jubilados y pensionados a la intemperie, sin medicamentos ni prestaciones. Durante su informe al Congreso, el jefe de Gabinete Marcos Peña, le reconoció a Gaillard que “el gobierno no está de acuerdo con el control de precios de medicamentos”.

La diputada nacional entrerriana Carolina Gaillard (FpV - PJ), Presidenta de la Comisión de Acción Social y Salud Pública de la Cámara de Diputados, preguntó al Jefe de Gabinete Marcos Peña, cuál es la política de control de precios de medicamentos que está llevando adelante el gobierno nacional. La legisladora le recordó a Peña que “en la reunión que realizó la Comisión de Salud por este tema, la Secretaría de Comercio fue invitada a participar y respondieron que el control de precios no es área de su competencia”.

Asimismo, Gaillard señaló que “la Corte Suprema de Justicia de la Nación definió al medicamento como un bien social y por ende el Estado tiene la obligación de garantizar su acceso”. Y agregó que “la CSJN fue muy contundente al manifestar que la fiscalización estricta de la comercialización de los productos medicinales constituye una potestad estatal indelegable que tiende a evitar que esta actividad derive en perjuicios para la salud pública”.

En este sentido, Peña le reconoció a Gaillard que “el gobierno no está de acuerdo con el control de precios, sino que estamos convencidos de que el instrumento para garantizar los precios de los medicamentos, es la libre competencia”. “Acá tenemos una diferencia de concepto”, le dijo Peña a Gaillard.

La diputada del FpV planteó también, en nombre de todo el bloque, la profunda preocupación por el tema PAMI. “Los jubilados están a la intemperie”, remarcó. Gaillard manifestó que “la rescisión del convenio de Pami con la industria farmacéutica genera incertidumbre por la interrupción en el suministro de medicamentos. Los jubilados se encuentran con las prestaciones interrumpidas por el cambio de sistema del PAMI, de pago por prestaciones a pago por cápita que está provocando un peregrinar entre las clínicas para ver si acceden a las prestaciones y a los turnos que les corresponde por derecho. Los jubilados y pensionados tampoco pueden acceder a los beneficios de los descuentos de los medicamentos. Hoy pacientes oncológicos, de HIV, y de otras patologías crónicas que tienen que reempadronarse y hacer cientos de trámites en la UGL esperando dos meses para la entrega de medicamentos, cuando antes hacían trámite en la farmacia que autorizaba en dos días”.

“La restricción de cobertura de medicamentos y tratamientos por parte del Pami recae en el bolsillo del jubilado, y en otros casos en la suspensión de sus tratamientos con el perjuicio que trae aparejado a su salud, lo cual es gravísimo, incluso letal en algunos casos”, agregó la diputada entrerriana.

“Nos preocupa el ajuste brutal que está llevando adelante el PAMI. Si les interesa la pobreza, el hambre y la miseria, los jubilados no pueden ser la variable de ajuste de este gobierno. Hablan de la pesada herencia, pero antes los jubilados tenían la cobertura de sus medicamentos y accedían a las prestaciones, y hoy eso no ocurre”, finalizó Gaillard.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS