Quilmes y Morón, los distritos recuperados por el peronismo

Mayra Mendoza y Lucas Ghi mantuvieron la diferencia que habían logrado en las PASO y arrebataron esos municipos al oficialismo. En Lanús, Tres de Febrero y el interior, Juntos por el Cambio logró recuperarse a los batacazos que había dado la oposición y conservaron el poder. Amplio triunfo de Mariel Fernández en Moreno.
(Foto: Twitter Mayra Mendoza)
Por Pablo Roesler - @pabloroesler
28 de Octubre de 2019

La candidata del Frente de Todos, Mayra Mendoza, se impuso en Quilmes y será la próxima intendenta de ese distrito. Con Lucas Ghi, que logró imponerse en Morón ante Juntos por el Cambio, son los dos candidatos del Frente de Todos que consiguieron sostener la ventaja que habían obtenido en las PASO e imponerse en una de las batallas más duras que se dieron en el Gran Buenos Aires: recuperar las intendencias de los distritos del Conurbano donde hace cuatro años la ola amarilla había arrebatado la conducción al peronismo. En Pilar, Federico De Achaval le arrebató por 2600 votos el distrito a Nicolás Ducoté.

Pese a la excepcional elección de Axel Kicillof para alcanzar la gobernación y el despliegue territorial de los candidatos, la estrategia de municipalizar la elección –con el impulso al corte de boleta explicito- parece haber dado buen resultado a los jefes comunales de Cambiemos para enfrentar los batacazos que el Frente de Todos había dado en las primarias. En Lanús y Tres de Febrero, Juntos por el Cambio mantuvo la conducción de los distritos. Lo mismo ocurrió en las principales ciudades del interior bonaerense: en La Plata, Mar del Plata y Bahía Blanca, el oficialismo mantuvo el ejecutivo municipal.

La mejor performance del Frente de Todos la obtuvo la referente de La Cámpora y diputada Mayra Mendoza en Quilmes: alcanzó el 49,52% de los votos, contra el 43,18% que sumó el candidato oficialista Martiniano Molina. Con prácticamente todas las mesas escrutadas, Mendoza superaba por 21.400 sufragios al ex cocinero y se convirtió en la nueva intendenta de ese distrito del sur del GBA.

Pese a las críticas a su gestión, Molina mejoró su performance: en las PASO había quedado a 20 puntos de distancia del Frente de Todos, que en Quilmes tuvo seis listas a internas.

“Vamos a gobernar la Nación con Alberto Fernández y Cristina Fernández, la Provincia con Axel Kicillof y Verónica Magario, y acá, en nuestra patria chica, por más que hayan intentado confundir, la mayoría del pueblo de Quilmes optó por Todos”, dijo la intendenta electa cuando se confirmó su triunfo.  “Se viene un municipio feminista, disidente, plural, diverso, inclusivo, nacional y popular. Se vienen las mujeres intendentas en el conurbano. Eso nos hace mejores”, agregó.

En Morón, el ex intendente y candidato del Frente de Todos, Lucas Ghi, se impuso por tres puntos sobre Ramiro Tagliaferro, el ex esposo de la gobernadora, oriunda de ese distrito. El triunfo fue por 46,57 de Todos contra 43,36 de JxC.

...
(Foto: twitter Lucas Ghi)

En ese distrito, la patria chica de Vidal, la distancia que sacó Axel fue igual de breve: el nuevo gobernador obtuvo 45,7% sobre los 43,9% de la actual mandataria bonaerense.

En el distrito de Pilar, con más del noventa por ciento de la mesas contadas, había un virtual empate con una leve ventaja para el el Frente de Todos: De Achaval superaba con el 46,59% a Ducoté, de Juntos por el Cambio, que juntaba el 45,19%.

En el sur, Nicolás Mantegazza, recuperó la intendencia de San Vicente para el peronismo: desplazó por 56,8% a 31,2% al intendente Mauricio Gómez, de Cambiemos. 

La victoria más importante en el oeste fue en General Rodríguez, donde Mauro García, del Frete de Todos, obtuvo el 50,32% y le arrebató la intendencia al cambiemita Darío Kubar, que cosechó el 44,21%. También en la 1° sección electoral, Leo Boto sumó 45% de los votos y recuperó Luján para el peronismo. Derrotó al presidente del Concejo deliberante, Fernando Casset, que intentó suceder al oficialista Oscar Luciani pero solo cosechó el 41% de los sufragios.

Mujeres en tierra de Barones

Como Mendoza, otra mujer en el otro extremo del Conurbano se impuso con holgura y será la próxima intendenta: Melina Mariel Fernández, del Frente de Todos, arrasó con el 59,77% de los votos y será la próxima intendenta de Moreno. Lejos quedó su opositor Aníbal Asseff, con el 28,60%.

Surgida del Movimiento Evita y la militancia de la economía popular de la CTEP, Fernández había ganado la interna de Todos en las PASO, desplazando al intendente Walter Festa que quería buscar su reelección. Es la primera vez que ese populoso distrito del oeste bonaerense tendrá al a una mujer en la Intendencia.

La cuna volvió al peronismo

El municipio de Berisso, conocido como la cuna del peronismo, había sufrido un traspié en 2015 cuando el militante radical Jorge Nedela ganó la elección en 2015 impulsado por la ola amarilla. Este domingo, la ciudad rivereña desde donde partieron las columnas de trabajadores el 17 de octubre, retornó a manos del justicialismo: el candidato del FdT, Fabián Caliardi se impuso por el 60,98%, contra el 29,9 de JxC.  

También en el interior, el Frente de Todos volverá a gobernar en Coronel Suárez, donde el ex intendente Ricardo Moccero superó por 52,5% a 44% a Alberto Daniel Fernández de JxC y recuperó el cargo que había perdido en 2015 en manos de la ola amarilla;  en Baradero (Esteban Sanzio 48,7% - Fernanda Antonijevic 42%) y en Salliqueló donde con el 35,5% Ariel Sucurro superó por un punto al partido vecinalista UVS. Además, retornará al ejecutivo en Carlos Tejedor (María Celia Gianini 52,8% - Raúl Sala 45,4%), en Las Flores (Alberto Gelene 59,5% - Federico Alejandro 37,5%) y en Mar Chiquita donde Jorge Paredi cosechó el 49 por ciento de los votos y desplazó al candidato de JxC.

Triunfos oficialistas

El efecto tijera y el acortamiento de la distancia que Cambiemos logró a nivel nacional  respecto de las PASO, benefició a los intendentes del oficialismo que lograron retener sus distritos. En Lanús, Néstor Grindetti, hombre del riñón del presidente Mauricio Macri, que en las Primarias había quedado a más de 13 puntos debajo del Frente de Todos, lo dio vuelta: obtuvo el 49% y dejó en segundo lugar (con el 83% de las mesas escrutadas) a Edgardo Depetri, que obtuvo el 44%.

Lo misma suerte corrió el cambiemita Diego Valenzuela, que con el 47% de los votos logró retener el distrito de Tres de Febrero. El candidato del Frente de Todos, Juan Debandi obtuvo el 43,8%. En las PASO las cinco listas que el peronismo llevó a internas había sumado cuarenta y seis por ciento y había relegado a un treinta y cuatro al oficialismo, que de cara a las generales apostó a la municipalización y la tijera para el corte de boleta. En el distrito, Kicilloff solo superó por un punto a Vidal.

El interior

En La Plata Julio Garro logró retener la intendencia en una pelea voto a voto: obtuvo el 48,72% de los votos sobre el 40,76% que cosechó la candidata del Frente de Todos, Florencia Saintout. En Bahía Blanca, Héctor Gay, con el 50,98%, retuvo para Cambiemos la intendencia, mientras que el candidato de Todos y senador bonaerense, Federico Susbielles, obtuvo el 41,39%.

A la candidata del Frente de Todos, Fernanda Raverta, no le alcanzó el 37,52% de los votos para arrebatarle a cambiemos la intendencia de Mar del Plata (General Pueyrredón), donde el ex ministro de seguridad porteño Guillermo Montenegro se impuso con el 40,60% de los votos. A la candidata del Frente de Todos, Fernanda Raverta, no le alcanzó el 37,52% de los votos para arrebatarle a cambiemos la intendencia de Mar del Plata (General Pueyrredón), donde el ex ministro de seguridad porteño Guillermo Montenegro se impuso con el 40,60% de los votos.
Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS