Se terminó el exilio de Evo: Alberto lo despidió en La Quiaca en su regreso a Bolivia

El exmandatario pisó suelo boliviano después de un año de exilio en el inicio de una caravana que se extenderá por dos días. El presidente argentino lo despidió en Jujuy: "Viva Bolivia, Viva Argentina y Viva América Latina", celebró. 

(Foto: Presidencia)
9 de noviembre de 2020

El presidente Alberto Fernández despidió en La Quiaca, Jujuy, al expresidente Evo Morales, quien puso fin a su exilio de un año al retornar a su país tras la asunción del presidente Luis Arce, perteneciente a su propio partido político.

El presidente saludó a Morales y al que fuera su vicepresidente Álvaro García Linera con un abrazo, tras cruzar el puente que une la Argentina con Bolivia, tras un mensaje en el que expresó que "no queremos países para uno, sino países para todos" y que "somos la Patria Grande que quiere Justicia", respecto a América latina.

"El pueblo no se equivoca y ha ido a las urnas a revindicar el proyecto que Evo representa", al despedir al exmandatario boliviano antes del regreso a su país, tras el exilio en la Argentina.

El jefe de Estado terminó su mensaje con un "Viva Bolivia, Viva Argentina y Viva América Latina", tras expresarle que "fue un honor" haberlo tenido en el país.

El acto de despedida se hizo después de las 11, cuando Morales inició una caravana de dos días para arribar el miércoles próximo al Trópico de Cochabamba, su tierra natal, a un año de haber sido forzado a renunciar a la presidencia de su país.

"Hoy es un día importante en mi vida, volver a mi patria que tanto quiero me llena de alegría", expresó Morales en su cuenta de Twitter.

Fernández arribó a esa ciudad norteña argentina el domingo por la noche tras participar de la asunción de Arce y dijo que "lo más tremendo que pasó en los últimos cuatro años fue la desintegración de América Latina".

...
(Foto: Télam)

El presidente agradeció a la gente de La Quiaca que, "pese al clima", esperó su llegada durante "tanto tiempo" para saludarlo y renovó su mensaje de que, pese a la pandemia de coronavirus, el país "va a salir" y aseguró que ese momento está "cada vez más cerca".

"Mientras tanto hay que cuidarnos y ser respetuosos de la enfermedad, que es muy perversa", pidió Fernández.

Enfundado en un poncho, y haciendo uso de un barbijo, el presidente se acercó a saludar a las personas -Adela, una vecina de 104 años dio el presente- que esperaban su llegada.

Sobre la caravana que emprenderá Morales, expresó: "Volverá a su casa, que es de donde nunca debería haber salido. Somos muchos los argentinos que lo que queremos y valoramos".

Junto a Fernández se encuentran el canciller Felipe Solá; los ministros Eduardo de Pedro (Interior) y Elizabeth Gómez Alcorta (Mujeres, Géneros y Diversidad); el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Béliz; el secretario de Comunicación, Juan Pablo Biondi; junto al senador Jorge Taiana y el diputado Eduardo Valdés.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

Tiempo Audiovisual