Sigue sin cobrar un grupo de investigadores a un año de atraso salarial

Son los peritos que comprobaron la existencia del Pozo de Vargas en Tucumán.
31 de Enero de 2018

El Colectivo de Arqueología Memoria e Identidad de Tucumán (CAMIT) continúa la denuncia de que no recibieron su sueldo correspondiente a 2017 y que el período trabajado en 2016 se completó recién en octubre pasado.

“El mes de diciembre de 2016 cobramos en octubre de 2017. Los primeros meses de 2016, además los cobramos en cuotas. Nunca te dan explicaciones ni equiparan los atrasos, a pesar de que están reglamentadas las cuestiones de atrasos”, expresó Ruy Zurita, miembro fundacional de CAMIT.

La decisión final en el pago de los sueldos es del Consejo de la Magistratura de la Nación y se realiza una vez que el juzgado de Tucumán realiza la evaluación de los honorarios, los manda a Buenos Aires y desde allá se autorizan los sueldos. Pero siempre se atrasan, aunque nunca durante tanto tiempo.

“Somos peritos acá hace quince años, sin embargo, desde hace ocho que cobramos no nos regularizaron jamás”, cuenta Zurita.

“Tenemos un gran compromiso con lo que investigamos, y siempre pensamos en poner la menor de trabas posibles en estas causas que son delicadas. Siempre pusimos la mayor colaboración de nuestra parte para sacar adelante las investigaciones. Desde ese lugar nos ocupamos de nuestro trabajo de peritos”, afirma.

Uno de los motivos por los cuales se hace dificultoso profundizar en estos casos, según afirma el perito, tiene que ver con que no hay una legislación que se ocupe específicamente de las investigaciones vinculadas a los casos de lesa humanidad durante la dictadura.

El CAMIT, a lo largo de sus quince años, comprobó la existencia de la fosa común y hallaron restos óseos de un centenar de víctimas de la represión que fueron arrojadas durante el Operativo Independencia y luego en la dictadura.Una de las preocupaciones constantes tiene que ver con la falta de presupuesto para continuar con las excavaciones.

“Son causas que deberían tener una legislación especial. En los años que pasaron nunca se avanzó en ese sentido y desde lo legal tampoco. Si bien hubo juicios, aún falta avanzar en términos de lo que hace falta para avanzar y una de esas cosas es fomentar las investigaciones”, expresa.

El equipo está integrado por once investigadores que están trabajando activamente a pesar de la falta de presupuesto y de no cobrar sus sueldos. “Estamos preparando otras causas en Tucumán. Además, trabajamos en otras provincias que tuvieron también este problema de falta de pago. Hay un caso muy similar en Corrientes, pero desde el gobierno provincial, crearon fondos especiales para financiar el trabajo de los peritos de allí”, contó Zurita.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS