Solá informó que se repatriaron 154 mil argentinos del exterior y que aún hay 10 mil que están varados

El canciller tuvo una videoconferencia con la comisión de su área de la Cámara de Diputados. Sostuvo que desde el inicio de la cuarentena se han realizado más de 25 vuelos en busca de compatriotas.     

9 de Abril de 2020

El ministro de Relaciones Exteriores, Felipe Solá, manifestó este jueves que la Cancillería tiene problemas para traer de España a cientos de argentinos que se encuentran varados porque Madrid es un problema serio ya que todo avión que viene es un riesgo. “Digamos claramente: al ministerio de salud le da miedo la palabra Madrid”, le dijo Solá a los diputados que integran la Comisión de su área con los que mantuvo un encuentro virtual. El ministro aclaró que se hizo un protocolo con la cartera sanitaria que manejan los cónsules para aquellos que quieran volver.

Solá participó de la reunión de la comisión que preside el oficialista Eduardo Valdez, en la que respondió acerca  de una de las principales preocupaciones que ha generado la pandemia por el coronavirus: los argentinos varados en distintos lugares del mundo. “La Cancillería hizo un enorme esfuerzo por contener y humanizar la relación con estos damnificados. Tengo alrededor de 50 contactos de personas que se comunican directamente conmigo”.

En ese sentido informó que “han vuelto una enorme cantidad de argentinos. Desde el 16 de marzo hasta fin de mes volvieron por vía aérea y terrestre 154 mil argentinos al país” y confirmó que en la actualidad hay “alrededor de diez mil argentinos varados” en distintos lugares del mundo. “Las listas se siguen ampliando porque aparecen turistas que se dieron cuenta tarde de que estaban en problemas para volver;  los argentinos que se quedaron sin trabajo por la pandemia en otros lugares y los jóvenes que hacen Work and Travel “, explicó el Canciller. Y recordó  que la decisión que tomó el gobierno en el caso de aquellos que salieron del país sabiendo que se iba a cerrar Ezeiza “puede ser cuestionada desde lo moral, pero no desde lo legal, ya que al inicio de la declaración de la pandemia era legal irse”.

El ex diputado nacional se mostró elocuente en su informe y comentó que hasta el momento se pagó más un millón dólares en unos 12 aviones y 342 mil dólares en ayuda a los vulnerables, que es el sector que necesita medicamentos o que tiene que pagar un hotel y no tiene más plata. Solá  denunció que algunas líneas áreas que estafan a la gente vendiéndoles boletos y cuando van a viajar les dicen que no se puede porque  Argentina no les da entrada: “Eso es mentira. Las líneas venden pasajes, arman un vuelo y antes de saber si el vuelo está lleno o no lo cancelan pero no devuelven los pasajes, porque saben que es a perdida, porque vuelven vacíos”.  “Nosotros promovimos unos 25 vuelos hasta ahora desde Cancillería. Sea pagando una parte o por intermedio de la Fuerza Aérea con ayuda de los Hércules: 2 fueron a Lima, 6 Arequipa”, indicó.

En cuanto a los ingresos de argentinos por frontera terrestre, el Canciller habló sobre todo de los pasos de Puerto Iguazú -donde se registraron dificultades- y Paso de los Libres. También se refirió a los “problemas” con la decisión de los gobernadores Rodolfo Suárez ,de Mendoza, y Gerardo Morales, de Jujuy, que cerraron las fronteras. En tanto a lo que respecta al comercio internacional, el ministro señaló que “siempre fue abierto". "Ningún DNU se opuso a ello. Es fundamental que la Argentina siga exportando para garantizar el ingreso de divisas, por eso fuimos destrabando uno a uno los problemas que surgieron por el paso de camiones en algunos pueblos”.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS