Vidal reunió a su tropa para aceitar la campaña

Las elecciones del año que viene fueron el centro de la reunión en Chapadmalal.
14 de Abril de 2018

Con el análisis y los consejos electorales del consultor Jaime Durán Barba, la gobernadora María Eugenia Vidal y sus ministros dieron por cerrado ayer el primer retiro espiritual del año en la residencia presidencial de Chapadmalal. Hubo un repaso de gestión, definición de los ejes hacia 2019, foto con futuros candidatos, asado y karaoke.

El foco de la actividad a lo largo de las dos jornadas estuvo puesto en la marcha de la gestión provincial, siempre con la mira puesta en 2019. El coordinador del repaso de los avances área por área fue el jefe de Gabinete, Federico Salvai. Se mostraron informes sobre la marcha de las obras públicas –caballito de batalla de Cambiemos–, las medidas contra la inseguridad y el narcotráfico, y las políticas de inclusión social. También se revisaron algunos sondeos para saber cómo perciben los bonaerenses la gestión vidalista con datos alentadores en lo relacionado a obras.

Al final del primer día, Vidal recibió a la prensa y realizó un anuncio relacionado con el conflicto docente. Anticipó que llamarán mañana a los gremios para una nueva reunión paritaria, aunque volvió a defender la suba del 15% en tres cuotas –que aceptó un sector de los estatales– y se mostró optimista respecto de que en 2018 "habrá una baja de la inflación".

La mandataria habló de muchos temas, excepto de la intervención del PJ y de su reelección. "No es tiempo de hablar de candidaturas ni de 2019. La candidatura más importante está definida, que es la de nuestro presidente, todo lo demás puede esperar. Hay mucho trabajo por hacer en la provincia, no es un año de campaña y toda nuestra energía está en eso", dijo.

Sin embargo, los planes electorales estuvieron presentes a lo largo del encuentro. Primero fue con los informes de los ministros y sobre el final con los aportes de Durán Barba. Hubo análisis del panorama político y del armado electoral actual de la oposición en los distritos. También se hizo un planteo de estrategias para el año que viene. Se analizaron los distintos escenarios que implicarían para Cambiemos que el peronismo vaya unido o no, que la expresidenta Cristina Kirchner sea candidata o no; y también del impacto de la economía en el bolsillo de los electores. Se habló del trabajo territorial en los municipios del Conurbano en los que el PRO busca desbancar al kirchnerismo.

Durante el retiro hubo break recreativo con algunos peloteos de tenis entre Salvai y el ministro de Agroindustria, Leonardo Sarquís, que terminaron con chicanas mutuas sobre el resultado, salidas en bicicleta y karaoke. En materia gastronómica hubo asado, milanesas, postres varios y desayunos en los que no faltaron los alfajores más conocidos de la ciudad.

Por su parte, Vidal se hizo un hueco para recibir a tres dirigentes que ya están anotados para competir por la intendencia de Mar del Plata en 2019 y sacarse una foto con el mar de fondo. «

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS