Los trabajadores del Ministerio de Educación afiliados a ATE Capital se movilizaron hoy por la mañana hasta el Palacio San Martín –sede de la Cancillería- para exigir la reincorporación de todos los despedidos que formaban parte del Programa Nacional de Formación Docente “Nuestra Escuela” y de otras áreas de la cartera educativa.Los manifestantes se concentraron en la esquina de Suipacha y Santa Fe porque en el Palacio San Martín se estaba realizando un encuentro de la UNESCO (organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura) con la asistencia de todos los ministros de Educación de América Latina y el Caribe.

Los trabajadores del Ministerio de Educación encuadrados en ATE Capital estuvieron acompañados por el secretario general y el secretario adjunto del gremio, Daniel “Tanito” Catalano y Juan Manuel Sueiro. También participó, como uno de los oradores, el secretario general de Suteba, Roberto “Roby” Baradel. En representación de los empleados del ministerio habló Rodrigo Recalde (ATE Educación), el delegado que fue agredido a principios de enero durante el episodio de represión policial que se vivió dentro de una de las delegaciones del Min isterio de Educación, sobre la avenida Santa Fe.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

El encuentro de la UNESCO llevaba como lema “E2030: Educación para Transformar Vidas”. En el foro estaba prevista la participación de la Internacional de Educación de América Latina , organización que agrupa a los docentes de toda Latinoamérica . Cuando esa entidad, de la que forma parte Baradel, solicitó que se invitara también a los sindicatos docentes de Argentina, los organizadores desoyeron el pedido y dieron marcha atrás con la invitación.

El propio Baradel denunció esta situación al momento de hablar desde el micrófono. “Invitaron a diferentes organismos, invitaron a la Internacional de la Educación. ¿Y qué contestó? ‘Claro que queremos ir, vamos a ir a esa reunión, pero tienen que invitar también a las organizaciones de Argentina’. Y cuando les dijeron eso, automáticam ente se negaron y no nos invitaron. Porque lo que está haciendo este gobierno, en la provincia, en la Nación, es una gran puesta en escena. Una escenografía para el Exterior. Diciendo que tienen diálogo. Y lo hacen con protección mediática. Pero para el in terior es todo lo contrario: despidos, agresión sindical, no respeto del fuero de los delegados. Y, permanentemente, una campaña en contra de los trabajadores, de la educación y de los derechos que conquistamos en estos 12 años”, cargó Baradel.

La protesta de los trabajadores del Ministerio de Educación se topó, alrededor del Palacio San Martín, con un operativo policial muy fuerte, con guardia de infantería, hidrantes y vallas. “Intentan disciplinarnos, le pegan a nuestros compañeros, violentan vivienda s, les inventan causas penales, intentan atemorizarnos. Pero tienen que saber que no estamos acá de manera caprichosa. Estamos acá por un gobierno que se niega a discutir con los trabajadores, que quiere desconocer nuestra representación gremial. Con unidad en la acción, con unidad en la calle, vamos a seguir consolidando la fuerza para enfrentar políticas de ajuste, la política represiva”, prometió Sueiro, adjunto de ATE Capital.

El conflicto en el Ministerio de Educación se abrió tras la intención inicial de desactivar todo el programa de actualización docente “Nuestra Escuela”, lo que implicaba dejar sin trabajo a 2600 trabajadores. El rechazo de los sindicatos , la participación y la solidaridad que despertó esa decisión, llevó a que la cartera educativa retrocediera en buena parte de esos despidos . La negociación se encuentra hoy en otro punto: 400 trabajadores del Ministerio revisten en otras áreas, y la continuidad de sus empleos está hoy bajo amenaza.

Un acuerdo de palabra garantizaría el mantenimient o de 200 de ellos. ATE Capital, por lo tanto, está hoy concentrado en presionar por los otros 200 puestos de trabajo. “Vienen a sacarnos la posibilidad de que nuestros pibes estén en las escuelas . Hablan de la baja de la edad de imputabilidad , porque quieren a los pibes en la cárcel en vez de en la escuela. A los pibes los queremos dentro de los establecimientos educativos, porque esa es la alternativa que tenemos las clases populares para pensarnos a nosotros mismos y que no nos vengan a pensa r de alguna empresa extranjera , como Microsoft , o como las que vienen armando con el grupo Clarín” , denunció Recalde, delegado general de ATE Capital en Educación