Cambiemos apunta a bajar los salarios y discutir condiciones laborales, según anunciaron sus dirigentes. Mientras que la primera precandidata a diputada por la ciudad de Buenos Aires, Elisa Carrió, salió a decir hoy que un trabajador cuesta “casi como dos”, el ministro de Trabajo Jorge Triaca, abogó en pos de una “reforma laboral”.

La diputada Carrió sostuvo: «Luego de las elecciones, el principal acuerdo que hay que lograr con el peronismo es un nuevo régimen de coparticipación federal para reducir impuestos». También instó a discutir el costo laboral.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

«Hay que discutir el costo laboral, un empleado le cuesta al empleador casi como si tuviera dos y eso es un empleo más que se podría generar», aseguró en diálogo con radio Mitre.

En tanto, Triaca también embistió contra la legislación laboral actual. “Tanto el sector empresario como el de representación sindical tienen que analizar ese proceso de producción con la madurez que requiere ese análisis”, consideró el ministro laboral en diálogo con Radio Con Vos.

En relación a la reforma laboral que se votó en Brasil, por parte de un Congreso integrado por legisladores acusados de corrupción, Triaca sostuvo: “Alentamos a que haya una discusión sobre los procesos productivos”. Y evitó dar una definición sobre si está de acuerdo con una reforma de las características aprobadas en el país.

“No es una intención del ministro. Tiene que ser un producto del consenso de los argentinos”, remarcó e insistió con que una eventual modificación en las condiciones de trabajo “va a tener que ver con el debate en cada uno de los sectores”.

“Nosotros creemos que a partir de lo que resuelvan cada uno de los sectores avanzarán en eso”, dijo y citó como ejemplos los acuerdos sectoriales alcanzados en la producción petrolera, automotriz y en la construcción.