El bloque de diputados nacionales FPV-PJ que preside Héctor Recalde rechaza la decisión del Tribunal Oral Federal 1 de La Plata de concederle al represor Miguel Etchecolatz el beneficio del arresto domiciliario.

Etchecolatz cumple seis condenas a reclusión perpetua por delitos de lesa humanidad y genocidio cometidos durante la última dictadura militar y es el principal sospechoso de la desaparición de Jorge Julio López en 2006.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

«Nos preocupan estos fallos en momentos en que desde el Gobierno se reflotan los discursos negacionistas y la teoría de los dos demonios. Formamos parte de un proyecto político que desde el primer día convirtió a la Memoria, la Verdad y la Justicia en ejes de la política de Estado, y que no renuncia al Nunca Más», expresa el comunicado.

La Comisión Provincial por la Memoria también repudió la decisión de los los jueces Germán Castelli y Daniel Alejandro Esmoris. «Es una muestra del deterioro del proceso de justicia. Es imprescindible sumar a esto las circunstancias de la segunda desaparición de Jorge Julio López, en cuya trama aún impune Etchecolatz aparece como un elemento clave a investigar. Los genocidas deben terminar sus días en la cárcel. Los juicios por delitos de lesa humanidad deben acelerarse y profundizarse. Es de estricta justicia. Instamos a los jueces y fiscales a que sigan el camino que nos honra como sociedad: verdad, justicia y memoria. Cárcel efectiva a los genocidas. Las domiciliarias son impunidad.», expresaron desde el organismo.