En medio de una campaña para la reelección que lo tuvo de un rincón de Bolivia al otro, el presidente Evo Morales se dio un momento para recordar a Néstor Kirchner en un nuevo aniversario de su muerte.

“Fidel era como un padre para mí, Néstor fue como un hermano mayor. Fue muy solidario y un patriota que luchó por la dignidad de nuestro continente. Yo me acuerdo cuando nacionalizamos los hidrocarburos y los supuestos socios de Bolivia amenazaron con no invertir en el país. Néstor me dijo entonces ‘Evo, si no quieren invertir, tranquilo, llamá y nosotros vamos a invertir'”.

El apoyo clave de Néstor Kirchner, algo que Evo Morales siempre agradeció, fue durante la crisis con la Media Luna, el levantamiento de 2008 de los departamentos de Santa Cruz, Tarija, Beni y Pando contra el gobierno de Morales. En ese clima de secesión fueron asesinados 30 militantes del MAS en la localidad de Porvenir. Una investigación de la Unasur encabezada por el argentino Rodolfo Mattarollo, enviado por Kirchner, encontró culpable al jefe de Gobierno local, Leopoldo Fernández. «