Tras el cierre de una denuncia en su contra y la decisión del juez Daniel Rafecas de investigar a quienes la denunciaron, la diputada Elisa Carrió responsabilizó a los sectores de inteligencia del gobierno nacional de perseguirla y armarle causas en su contra.

En un monólogo durante el programa de Joaquín Morales Solá en TN, la cofundadora de Cambiemos realizó una advertencia a la gestión de Mauricio Macri. «¿Quién me va a defender a mí señor Macri, que siempre pongo la cara por usted? Yo tengo que acusar a todos y defender a un montón más. Y a mí ¿quién me defiende?», sostuvo.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

«Hasta cuando Sr. presidente voy a dar la cara para defender al gobierno y no me defienden? Yo lo quiero mucho pero algo tendrá que hacer», insistió y agregó: “Yo lo adoro pero hay que ponerse los pantalones”.

La diputada nacional insistió con que hay sectores del Poder Judicial que actúan en su contra, por lo que reclamó al presidente Mauricio Macri que el Gobierno la defienda de los ataques.

En la entrevista televisiva, Carrió dijo que los sectores del Poder Judicial que actúan en su contra «van buscando los jueces» acordes y consideró «de una peligrosidad institucional terrible esta nueva liga de jueces federales presidida por Ariel Lijo», en referencia a la asociación de magistrados lanzada el jueves último.

«Yo no puedo formar parte de un gobierno donde la señora (Silvia) Majdalani me sigue, me escucha, me saca fotos», sostuvo en alusión a la subdirectora de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI).

«¿A qué juez le entrego (las denuncias)?, díganme en quién confío», puntualizó Carrió.
Señaló que «es cierto» que sufrió «operaciones» en su contra «durante 12 años del kirchnerismo», pero advirtió «que pase en mi Gobierno… esto lo tiene que decidir el presidente».

La gravedad de los dichos de Carrió provocó la respuesta por parte del gobierno nacional.

El ministro del Interior, Rogelio Frigerio, afirmó que el presidente Mauricio Macri «no va a apañar a nadie de su gobierno si hay un hecho delictivo» y sostuvo que «hay que preguntarle a la justicia» y no al Poder Ejecutivo, en relación a las causas que involucran al exministro de Planificación Julio De Vido.

«Si Lilita tiene información sobre el encubrimiento de un funcionario del gobierno pasado por parte de funcionarios de este gobierno lo tiene que decir como lo ha dicho siempre. Nunca ha tenido trabas para hablar o para acusar a alguien. Ella sabe que el presidente no va a apañar a nadie de su gobierno si hay un hecho delictivo», dijo el funcionario.

En el mismo sentido, la vicepresidenta Gabriela Michetti aseguró que el gobierno «no va a proteger a alguien porque tenga un parentesco con un funcionario», disparó en diálogo con radio la Red y señaló que «es grave» lo que sostiene la diputada » y lo tiene que poner sobre la mesa para discutirlo».