Un chat de WhatsApp de militares retirados muy crítico con el gobierno español, que hablaba de «fusilar a 26 millones» de personas, fue rechazado este jueves por la ministra de Defensa, Margarita Robles, quien aseguró que sus autores «no representan» a las fuerzas armadas.

«En ese chat, según la información que tenemos, (se hacen) expresiones inaceptables desde cualquier punto de vista» que «no representan para nada a las fuerzas armadas, y están haciendo un flaco y negativo favor a nuestras fuerzas armadas y al rey», indicó Robles a periodista.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Las conversaciones en el grupo de la aplicación de mensajería, que incluye a altos mandos militares del ejército del aire, fueron reveladas el miércoles por el diario digital infoLibre.es.

En el chat, muy crítico del gobierno de coalición entre socialistas y la izquierda radical de Podemos, se comparten mensajes como «No quiero que estos sinvergüenzas pierdan las elecciones. No. Quiero que se mueran todos y toda su estirpe».

«Para que mueran hay que fusilarlos y hacen falta 26 millones de balas», contesta otro de los miembros del grupo, mientras que un tercero señala: «Alguien tendrá que empezar a hacer algo (legal o ilegal) contra estos hijos de puta», según la información de infoLibre.es

«Tiene que quedar muy claro que nuestras fuerzas armadas son constitucionales», afirmó la ministra Robles.

Según medios españoles, el Ministerio de Defensa denunció el chat ante la fiscalía para que investigue si pudiera haber delitos.

InfoLibre.es indicó que algunos de los miembros del grupo de WhatsApp se encuentran entre los firmantes de una carta que más de 70 altos mandos militares retirados enviaron en noviembre al rey Felipe VI, divulgada por la prensa española, en la que exponen sus «desvelos» por un gobierno que a su juicio amenaza con «la descomposición de la unidad nacional».