El gobernador bonaerense Axel Kicillof sostuvo este viernes que la provincia de Buenos Aires «nunca más puede atravesar políticas neoliberales», al conmemorar en Luján el 202° aniversario del territorio bonaerense.

«El ajuste, la reducción salarial, la destrucción de lo público, el ataque de la salud y la educación es malo, pésimo y espantoso, para la provincia de Buenos Aires», sostuvo el mandatario provincial en un acto que se llevó a cabo frente al Cabildo Histórico de Luján.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Kicillof Indicó que «nunca más la provincia puede atravesar políticas neoliberales porque rompen, achican y destruyen». «Neoliberalismo nunca más», destacó.

Acompañado por la vicegobernadora, Verónica Magario, su gabinete y dirigentes sindicales, Kicillof remarcó estar «tremendamente orgulloso de este Gobierno, de esta fuerza política y del pueblo de la provincia, que 202 años después empieza a pagar las deudas sociales y a hacer las obras que nunca se hacían».

El gobernador cuestionó las voces que proponen dividir el terrorio bonaerense. «Todos los días se oye algún ignorante o malintencionado proponer descuartizar y dividir la provincia. Parece que les molestara».

«Que no se les ocurra querer dividirnos o sacarnos una parte porque este pueblo trabaja para ser primer potencia industrial y agropecuaria del país», advirtió el gobernador. Y pidió «recuperar la historia y volver a pensarla. No con afán revisionista o nostálgico sino debatiéndola y tomar posiciones con el único propósito de lograr que haya un futuro común».

«Ese es el legado histórico que tenemos. Establecer la meta y caminar para ahí sin distracciones. Reestablecer ese camino común tiene que ver con tener un proyecto», expuso, luego y recalcó que tras «cuatro años de crisis y endeudamiento, hubo dos de pandemia, por lo que son seis años de una crisis durísima».

Y sostuvo que «el pueblo no aguanta más. Por eso el compromiso es que tras 6 años de crisis nos comprometimos a recuperar, transformar y abordar los problemas estructurales e históricos, creando trabajo, acompañando a la sociedad y haciendo las cosas que hay que hacer».