La Cámara Nacional Electoral le ordenó este viernes al Congreso Nacional que actualice la cantidad de diputados nacionales de acuerdo al último censo, llevado a cabo el 27 de octubre de 2010, lo que representaría un número mayor de diputados en la cámara para las provincias de Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos, en detrimento de los otros distritos, aunque también podría implicar que se agrande la cámara para que ninguna provincia pierda el actual número de representantes.

La actual composición es la misma que en 1983, cuando se reinstaló la democracia. En ese momento se tomó en cuenta el censo de 1980 y nunca más fue actualizada la composición, a pesar de que el artículo 45 de la Constitución Nacional así lo especifíca.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Este artículo obliga a ajustar la representación a los datos del censo, «pudiendo aumentar pero no disminuir la base expresada por cada diputado».

«La circunstancia de que la base de representación por la cual se rige la actual composición de la Cámara de Diputados de la Nación continúe siendo aquella que se determinó con los datos poblacionales de un censo realizado hace 38 años, resulta claramente anacrónica», dice la sentencia.

«El número de integrantes de la Cámara de Diputados no necesariamente habría de variar en mucho, lo que denota lo innecesario de la modificación en la partida presupuestaria correspondiente para solventar el gasto que irrogaría la puesta en función de los eventuales nuevos cargos», explica la resolución.